Oxazepam llega los ríos drogando a los peces

Desechos orgánicos con restos de medicamentos psiquiátricos que van a dar a los resumideros y por consiguiente a la fauna fluvial, estarían causando un grave impacto ecológico en la cadena trófica.

Ya sabemos que los criaderos de la cruel industria alimentaria rellena con medicamentos a sus animales. Bien conocida es la resistencia a los antibióticos de los salmones causando el desastre con el virus ISA, lo que repercute en la salud de los consumidores que también terminan teniendo resistencia a los medicamentos suministrados a los animales.

Algo similar también ocurre al revés.  Por medio de nuestra orina y deposiciones expulsamos restos de medicamentos, llegando a las alcantarillas y por supuesto al agua de mares y ríos en donde la flora y fauna fluvial absorbe todo aquello que consumimos afectando gravemente la cadena trófica.

Los ecosistemas están en peligro a causa de este factor que según un estudio de científicos de la Universidad de Umea (Suecia) estaría cambiando el comportamiento del pez Perca fluviatilis. La investigación centrada en el ansiolítico llamado Oxazepam sobre la especie fueron publicados en la revista ‘Science’, donde se reveló que “Cuando están en soledad, los peces que fueron expuestos al Ozxazepam se atrevían a abandonar refugios seguros y a entrar en áreas nuevas potencialmente peligrosas. Por el contrario, los peces que no fueron expuestos permanecían en su refugio”.

Además, se devoraban con mayor rapidez los alimentos y se separaban del grupo yéndose a gran distancia. Todas estas cosas observadas por los expertos son de alta preocupación dado que el cambio en el comportamiento podría complicar el futuro de los habitats y de las mismas especies sometidas a estas sustancias.

Hay que señalar que la contaminación por vertidos es recurrente y que a veces no solo es causada por nuestra necesidad básica de utilizar servicios sanitarios. Hace cuatro meses en China se vertieron cientos de millones de píldoras de 80 laboratorios que no pasaron la norma de cromo  y que no hicieron nada mejor que tirarla a los ríos :C

Fuente: Los peces europeos se ‘vuelven locos’ con los ansiolíticos que echamos a los ríos (El Mundo)