En Tel Aviv transforman un basural en un parque

El lugar menos atractivo de Tel Aviv pretende alzarse como un centro de reunión y aprendizaje ecológico para la comunidad.

Más de un cuarto de todos los desechos que se producen en Israel van a parar a Hiriya, hacia el oeste de Tel Aviv y bastante cercano a la ciudad. En estos momentos se está transformando el basural en un parque de 800 hectáreas de acceso público, convirtiéndolo en el proyecto ecológico más ambicioso y complejo de Israel.

Si bien el proyecto no estará completo hasta 2020, ya alberga un Centro que enseña a reciclar y que está abierto a la comunidad. El proceso es el siguiente, la basura que llega al lugar es organizada y reciclada utilizando tecnología de punta fabricada por Arrow Ecology. Cada año, los escolares del país llegan a Hiriya a observar el impacto de la basura en el medio ambiente  y la importancia de las tres R: Reducir, Reciclar y Reutilizar.

La iniciativa ha tenido un impacto tan positivo, que en 2011 la Unión Europea premió a Hiriya por el saneamiento de sus tierras.

Fuente: Turning a garbage mountain into something worth visiting (Israel21c.org)