Carta de un pescador artesanal a los chilenos

Un hombre de mar como Cosme Caracciolo, sabe con certeza lo duro que es para su sector la aprobación de la denominada Ley Longueira.

El día de ayer fue  otro triste día para todos, pues parte del parlamento chileno tuvo una vez mas la posibilidad de hacer las cosas bien, pero siguiendo con las formas empleadas durante todo este oscuro periodo, desde la dictadura hasta ahora, no tuvieron empacho en aprobar la idea de legislar el proyecto de Ley de Pesca, conocido como Ley Longueira.

A pesar de todos los antecedentes en contra de esta iniciativa aportados por importantes personas del ámbito científico,organizaciones ciudadanas y por la gran mayoría de organizaciones de pescadores artesanales del país; los senadores dieron luz verde a este proyecto que permite la continuidad y profundización de la privatización del mar chileno.

Es muy impresionante para muchos pescadores artesanales venidos de diferentes caletas de pescadores de Chile, ser testigos del uso de la demagogia por parte de los señores senadores, los discursos esgrimidos por los parlamentarios en contra del proyecto fueron muy interesantes y sin embargo al momento de la votación cortaron para el otro lado.

Digno de atención fue el caso de algunos parlamentarios cuestionados por organizaciones de pescadores artesanales en relación con su probable participación en empresas vinculadas al ámbito pesquero. Fueron cuatro senadores  acusados de estos posibles conflictos de interés, sin embargo solamente uno de ellos se inhabilito este fue el senador Carlos Larraín, quien desgraciadamente cuando se podría aplaudir esta actitud, no tenemos más que criticarla, pues en sus declaraciones planteo que se inhabilitaría para “dejar contenta a la jauría”.

La soberbia que derraman estas declaraciones de quien se supone representante de parte de los ciudadanos de este país, solamente debe avergonzarnos. Su afán es dejar muy claro que los ciudadanos debemos guardar silencio frente a las dudas y a las supuestas ilegalidades que puedan cometer los personajes de la “clase política”.

Los otros senadores cuestionados,después de argumentar sobre familiares enfermos (Zaldivar), sobre la poca cantidad de acciones que poseían (Garcia Huidobro), y sobre que cualquier chileno puede tener acciones (Novoa), procedieron a votar y por supuesto a favor.

El día de miércoles 17 de octubre puede ser considerado como un día negro para la ya deteriorada  credibilidad de los representantes ciudadanos en el poder legislativo.

El proyecto en discusión no es nada mas que la forma ideada por los empresarios pesqueros, el ministro Longueira, la UDI, parte de RN y de la Concertación para entregar el patrimonio pesquero de todos los chilenos a siete familias poderosas.

Los pescadores artesanales no tenemos mas opción que movilizarnos como lo hemos hecho en otras ocasiones para que nuestras demandas sean escuchadas.

Cosme Caracciolo

Pescador Artesanal y miembro del Consejo Nacional de Pesca

Link: Conoce quienes son los 24 senadores que votaron a favor de la Ley de Pesca