Cuatro mascarillas naturales para tratar los problemas de una piel seca

Nuestra madre naturaleza nos sorprende con toda su riqueza, revelándonos cuatro fórmulas infalibles para combatir esas incómodas pieles secas.

Si cada vez que lavas tu rostro quedas con una incómoda sensación de tirantez en tu piel, es porque tu cuerpo te está pidiendo a gritos ser hidratada. Por lo que antes de iniciar cualquier tipo de tratamiento, es importante que más que considerar beber todos los días entre 5 a 8 vasos de agua, realmente lo hagas.

Las pieles secas se caracterizan por tener una textura muy fina y con poros muy pequeños, motivo porque es tan difícil que los índices de grasa, necesarios para lubricar nuestro cutis, penetren.

Sin embargo, nuestra madre naturaleza nuevamente nos sorprende con toda su riqueza, revelándonos fórmulas infalibles para combatir “exclusivamente” los problemas de la piel seca y que nosotras a continuación te compartimos cuatro de ellas.

1-. Mascarilla de Palta

Cortar una palta y extrae toda su pulpa, muélela hasta conseguir una masa cremosa. Luego agrega unas gotas de aceite de oliva virgen y aplícala directamente sobre tu rostro y cuello. Déjala actuar durante 30 minutos y elimínala con abundante agua tibia.

2-. Mascarilla de yogur y miel

Mezcla en un recipiente pequeño tres cucharadas de yogur natural, una yema de huevo y media cucharadita de miel. Revuélvelo hasta obtener una pasta consistente y extiéndela sobre la piel de tu cara, cuello y hombros. Déjala actuar durante 30 minutos y después retira la mascarilla con agua tibia.

3-. Mascarilla de espinacas

Remoja unas hojas de espinaca en leche entera salida de hervor. Cuando la preparación esté tibia, envuélvela en una gasa -o pañal de género- y aplícala sobre el rostro por 15 minutos.

4-. Mascarilla de huevo y miel

Mezcla media cucharadita de miel y la yema de un huevo hasta conseguir una textura homogénea. Aplícala sobre sobre tu cara, cuello y hombros y déjala actuar durante 20 minutos. Finalmente y al igual que en los casos anteriores, retira con abundante agua tibia.

P.S: Todos estos productos cuentan con propiedades hidratantes, proteínas y grasas ideales para el tratamiento de una piel seca,  por lo que si tu piel es más bien mixta o grasa, no necesariamente consigas el efecto deseado.