Chile: Isla Riesco no se vota hoy

La decisión queda postergada hasta nuevo aviso.

ministeriomedioambiente.jpg

Greenpeace

Aún es una noticia en desarrollo pero las movilizaciones sociales parecen haber dado resultado en el caso de la acción del Comité de Ministros que hoy debía pronunciarse sobre las reclamaciones de interesados frente al Proyecto Mina Invierno en Isla Riesco, Magallanes. Durante los últimos 10 días la página web del Servicio de Evaluación Ambiental comunicaba que estaba en la tabla de hoy. Sin embargo, hace instantes, ha salido quedando postergada hasta nuevo aviso.

Las declaraciones iniciales han sido erráticas, pero de fondo queda claro que los ministros han debido escuchar los informes elaborados por Alerta Isla Riesco y otras organizaciones como Océana (ver nota), y han escuchado la opinión poderosa y contundente de más de 16.000 personas que han enviado un mail a las autoridades convocadas a votar para pronunciarse en contra y votar de forma responsable e informada. Es decir, han hecho caso a nuestras urgencias. Es una victoria por donde se lo mire. Prueba de que si nos movemos lo suficiente podemos ayudar a este Gobierno a cumplir sus promesas de campaña. Prueba de que podemos avanzar presionando a las empresas que sólo buscan incrementar sus ganancias a costa del medio ambiente y la salud de la humanidad. Y si bien fueron muchas las voces de expertos, legisladores, ambientalistas, etc, que se alzaron para detener -al menos por ahora- esta locura, lo cierto es que cada uno de los que se movió y actuó hizo su parte.

Estoy en la oficina de Greenpeace y se siente la satisfacción por hacer bien el trabajo. Es un triunfo sin lugar a dudas, pero aún falta conocer el destino del proyecto y, en particular, la reacción de las empresas. Aún queda mucho terreno por ganar pero para hacerles frente, vamos a necesitar tu ayuda. Si puedes hazte socio de Greenpeace o actívate a través de redes para continuar apoyándonos. Sólo así David va a lograr convencer a Goliat de que está equivocado.

Recordemos que este proyecto -¡el primero de cinco!- busca iniciar operaciones mineras a rajo abierto en una zona de alto valor de conservación y que mantiene biodiversidad amenazada, habiendo recibido múltiples críticas a propósito de la calidad de los informes técnicos que lo avalaron, los procedimientos administrativos utilizados y la información recientemente difundida sobre la toxicidad del carbón que se espera extraer. Este último, impresionante pero cierto, serviría para alimentar las decenas de centrales termoeléctricas en construcción u operación en Chile. Campiche en la comuna de Puchuncaví, localizada en la zona saturada cercana a tristemente famosa escuelita de La Greda, entre ellas.

El proyecto Mina Invierno sigue ahí, como tantos otros. No te dejes estar.