HidroAysén: Intendente prohibe marcha para el próximo viernes.

Luego de la brutal y cobarde golpiza a un carabinero, la Intendencia decidió no dar nuevos permisos.

auno0183132550x365.jpg

Agencia Uno

Es difícil poder reclamarle o reprocharle algo al gobierno o al intendente de Santiago por no autorizar la nueva marcha que había sido convocada por Acción Ecológica después de las crudas imágenes de un carabinero siendo golpeado de manera brutal y cobarde por una turba de encapuchados. Y como dije el sábado, lo más lamentable de todo, es que dejando ese hecho puntual -que sin duda empañó una jornada que hasta ese momento había sido impecable- todo el resto de las más de 40 mil personas habían marchado en paz y habían tenido un correcto comportamiento.

Pero cuando pasan cosas como éstas, lamentablemente se les da la razón a las autoridades para que no autoricen estas reuniones, para que usen la fuerza -lo que conlleva a su vez lacrimógenas, lanza aguas y todo lo demás- y finalmente, como en el colegio, por culpa de unos pocos, se termina castigando a todos.

Ayer, en una visita al carabinero brutalmente golpeado, el ministro del Interior, Rodrigo Hintzpeter, y el presidente de Chile, Sebastián Piñera, se refirieron al lamentable hecho: “A los que convocan estas marchas, les pido que asuman su responsabilidad, porque cuando terminan en violencia, los que están convocando también tienen una cuota de responsabilidad”, dijo Piñera.

Por su parte, el intendente de Santiago, Fernando Echeverría, se refirió sobre la nueva convocatoria que estaba buscando su autorización: “Para hacer una marcha en las condiciones como la que fue el viernes pasado, no va a haber autorización (…) Si ellos se juntan igual, vamos a reestablecer el orden nomás”.

Lamentablemente tendremos que buscar nuevas instancias para generar presión contra el gobierno y de forma pacífica, porque o si no, y si las marchas van de todas formas, lo único que vamos a conseguir es que las autoridades nos desacrediten cada vez más y no nos tomen en serio.