Alpargatas: Una fresca y natural alternativa para la primavera (y el verano)

alpargatas.jpg

(cc) melomelo

La primavera ya llegó y el calor se está manifestando considerablemente. Yo ya estoy que saco los shorts y empiezo la temporada. Pero el cuento de los pies siempre me ha complicado un poco.

Durante mucho tiempo usé esas hawainas de luca y la verdad es que me duraron harto, pero siempre terminaba con un dolor entre los dedos. Después, a medida que fue pasando el tiempo, cada vez que me tropezaba o que la calle tuviera un relieve, se me desarmaba y tenía que volver armarla. Por lo que hace un par de días alguien me sugirió las alpargatas, que eran muy cómodas y que además podían ser 100% naturales (dependiendo de los materiales que se usen).

Las más comunes suelen ser las fabricadas exclusivamente de cáñamo. Tanto su suela como el resto de ella son cocidas a mano (las menos industriales, claramente) y existen desde hace muchísimo tiempo, por allá por el 1300. Se cree que su origen sería Egipto y en Latinoamérica sería en la región de Chaco, en Argentina.

¿Cuál ha sido tu experiencia con ellas? ¿Las has usado?