Greenpeace España solidariza con japoneses que denunciaron tráfico de ballenas

greenpeace1.jpg

(cc) mataparda

Alrededor de una treintena de voluntarios de Greenpeace España se reunieron ayer afuera de la embajada japonesa en Madrid para realizar una vigilia entre las 5:00 y 7:30 de la mañana, hora en que serían juzgados dos japoneses acusados de robar carne de ballena para desenmascarar el comercio ilegal de este producto.

Con pancartas que decían “juicio justo para Junichi y Toru”, los voluntarios esperaron hasta que se conociera el fallo judicial, que los había condenado a un año de prisión y que más tarde derivó en tres años de libertad condicional.

La manifestantes no quedaron del todo contentos, ya que argumentaron que lo que hicieron Junichi y Turu fue desenmascarar a la industria cazadora de ballenas, que lejos de hacerlo para usos científicos, lo hacen para comercializar su carne.