Nebulosa de Orión tiene todos los ingredientes de la vida

orion.jpg

Con la ayuda del observatorio espacial Herschel, se ha estudiado la nebulosa de Orión, el proyecto de galaxia más cercano a la Tierra, a sólo 1.300 años luz de nuestro planeta. Tiene un diámetro aproximado de 24 años luz, está formada de gases, plasma y partículas en colisión, y está en pleno proceso de formación de estrellas. La colisión de partículas y las inmensas cantidades de energía liberadas dan lugar a nubes multicolores de formas cambiantes y según el Hershel, la Nebulosa  tiene además todos los componentes necesarios para la vida.

Mediante el análisis del espectro de la luz de la Nebulosa que es captada por el Hershel, los astrónomos emplean una técnica llamada espectroscopía que relaciona la radiación electromagnética con la materia. De esta manera se puede establecer trazas de elementos y moléculas a partir del análisis de la luz. En la imagen que encabeza este artículo, por ejemplo, los peaks indican la presencia de la molécula mencionada. Obviamente, la presencia de agua, monóxido de carbono o metanol  no es garantía de que vaya a florecer la vida, pero si sacáramos la espectrografía de la Tierra en la actualidad arrojaría un resultado bastante similar. Si no fuera porque la Nebulosa de Orión no contiene planetas todavía, sería pefectamente posible que el Hershel le hubiera sacado una foto, sin saberlo, a una civilización como la nuestra.

Link: Nebulosa de Orión tiene todos los ingredientes de la vida (via Fayer Wayer)