Una carrera para conservar la Patagonia

3359900715835e7b54d7.jpg

La próxima semana va a realizarse en la Patagonia chilena una de las carreras más exigentes del mundo, cuyo mensaje es conservar este lugar. 15 equipos llegaron desde Inglaterrara, Estados Unidos, Japón, Suiza, Brasil, Chile, Canadá, Rusia, Alemania, España, Argentina y Finlandia para cumplir con la Wenger Patagonian Expedition Race, la competencia más austral y difícil del planeta.

Esta es la octava versión de la competencia y se realizará entre el 9 y el 17 de febrero. Consta de 600 kilómetros de trekking, kayaking, escalada y bicicleta que forman las rutas de expedición que hicieron Hernando de Magallanes y Charles Darwin en Tierra del Fuego. En la última versión, el equipo estadounidense se perdió y fueron encontrados cuatro días después, dijeron que sobrevivieron comiendo frutos silvestres.

La Patagonia chilena es conocida en el mundo por su geografía única y naturaleza pura: montañas coronadas de nieve en la Cordillera Darwin, aguas alimentadas por glaciares del legendario Canal Beagle e impredecibles musgos que se hunden, conocidos como turba. Por eso es tan importante el mensaje de conservación que llevarán estos competidores. Wildlife Conservancy Society es uno de los grupos conservadores que colabora con la carrera y son los propietarios de Karukinka, una reserva protegida que es parte del circuito de la competencia.

Chile será representado por el equipo BOE-Ejército de Chile, liderado por los capitanes Pedro Mayorga Rivero y Mario Pizani Geoffroy, quienes intentarán llevar por primera vez el triunfo a nuestro país.