VV Belleza Natural: Benditos pies

benditospies.jpg

Es hora de dar gracias a los pies, una de las partes del cuerpo que más trabaja: para transportarnos por la vida, mantenernos en equilibrio hacen varios miles de años y para que decir; desafiar la física si usas tacos. A todos nos viene bien un baño de pies, más aun si es de a dos y con exfoliante para que se active la circulación de esta noble y poco regalada parte de nuestra vida.

Foto

Desinflamar

Lo primero que debes hacer si tienes los pies cansados es desinflamar, para ello las plantas que recomendamos son la salvia, el romero, la manzanilla o la menta. Hierves cualquiera de ellas por 5 minutos, dejas entibiar la tizana y puedes remojar tus pies en ella o masajearlos con estos tés.

Exfoliar

A la piel ya más suavizada de los pies, les puedes dar un masaje exfoliante para limpiar las células muertas. Esto lo puedes hacer con sal de mar gruesa, con azúcar, con un guante de limpieza o piedra pómez.

Humectar

Después de enjuagar te hará falta humectar los pies, para ello puedes hacer buen uso de una palta muy madura y molerla hasta formar una pasta. Esparces esta mezcla sobre tus pies, como si fuera una crema y esperas al menos 15 minutos y vuelves a enjuagar. Otra opción de humectante es el aceite de oliva, si lo incorporas bien a tu piel, no es necesario enjuagar.

Para más datos está la página de Innatia