Pueblos primitivos actuales, los Zíngaros

bundesarchivbild183r020172csintiundromafrauenmitunbekleidetemkind.jpg

Los pueblos más antiguos de la tierra tienen formas de relacionarse con la naturaleza y estructuras sociales que sirven para que los más modernos recordemos bases de nuestra conexión más pura con el medio. Muchas costumbres cambian con el tiempo, hay grupos humanos que sin embargo logran mantener tradiciones básicas por siglos y sin importar el contexto. En VV hemos presentado a los Inuit y a los Sami en esta columna, hoy queremos hablar de una tribu que se mueve por el mundo produciendo fascinación y polémica desde que existen.

Los Zíngaros, o gitanos, son de los pocos pueblos nómades que van quedando. La palabra «gitano» procede de «egiptano», porque en el siglo XV se pensaba que los gitanos procedían de Egipto. Cuando penetraron en Europa, muchos grupos de gitanos se presentaban a sí mismos como «nobles egipcianos»; así, en 1425, dos romaníes pidieron un salvoconducto al rey Juan II de Aragón, en el cual se hacían llamar «condes del Egipto Menor». La palabra «calé» parece proceder del indostaní «kâlâ», que significa «negro».

Los gitanos han tenido desde antiguo un estilo de vida parcialmente nómada que les ha influido notablemente y desde un principio han destacado por una importante aportación característica en el arte y cultura populares, especialmente la música. Siguen celosamente sus costumbres, pero también se han adaptado y evolucionado en los distintos países donde se han asentado. Ello fue especialmente manifiesto en Andalucía, donde los gitanos hicieron suyos el canto y el baile flamencos, enriqueciéndolos y aportando infinidad de cantaores o bailaores a la cultura andaluza y española.
El gitano es lo más elemental, lo más profundo, lo más aristocrático de mi país, lo más representativo de su modo y el que guarda el ascua, la sangre y el alfabeto de la verdad andaluza universal.

La lengua gitana es el romaní, un idioma de origen indoeuropeo. La bandera gitana tiene dos colores, verde y azul con una rueda de carreta roja en su centro. Gran parte de ellos vive en pueblos establecidos en Rumania, y en Andalucía, es en otros países del mundo donde se mueven con más constancia.

Link: Mapa de sus movimientos