¿Cómo saber elegir entre el gimnasio, la dieta o algún tratamiento estético?

Todas soñamos con tener un cuerpo armonioso y equilibrado o recuperar el cuerpo que teníamos. Estoy segura que te has preguntado o has leído sobre los beneficios del gimnasio, las dietas y las nuevas tecnologías estéticas no invasivas, y es ahí donde te preguntas qué elegir?

Por Loretto Parra coach de imagen integral

Síguela en facebook: Clínica VisualFace

Lo que debes preguntarte es en cuánto tiempo lo quieres lograr, cuánto tiempo le puedes dedicar, cuál es tu nivel de compromiso o constancia, cuál es tu presupuesto, cuáles son tus objetivos, cuál es tu nivel de sobrepeso, o cuáles son las zonas que más te molestan.

Lo mas importante a estas preguntas, es que para todas por igual existen las 3 reglas de oro: La primera es que nada es mágico y efectivo sin tu compromiso al 100%, la segunda es que debes tener claro que la base del éxito es mejorar tu estilo de vida y tus hábitos diarios, la tercera es que cualquiera que tomes o las tres debes ser constante y perseverante.

Las diferencias entre las tres opciones:

El Gimnasio: Para esto necesitas mínimo ir 3 veces a la semana con 1:20 de entrenamiento constante, así lograras reducir la grasa localizada, el peso y marcar el cuerpo, y por supuesto acompañarlo de una cambio de hábitos alimenticios, con horarios de comidas que aceleren tu metabolismo; llevando acabo tal cual esto, en tres meses verás los primeros resultados, pero lo más factible es que en lo real sean seis meses para comenzar a marcar el cuerpo.

Las dietas o cambios de hábitos alimenticios son dos cosas parecidas pero distintas, cuando tomas una dieta por tu cuenta o con un profesional, lo más probable que ocurra es que la sigas y logres los objetivo, y luego vuelvas a tus antiguos hábitos, o que la sigas y estés tan pendiente de ellas que te genere más ansiedad por pensar en qué debes o no comer; en el caso de los cambios de hábitos alimenticios, que incluye un plan de alimentación adecuado a tu estilo de vida, tiempos y objetivos, los resultados pueden ser más rápidos y mantenerse en el tiempo si lo adecuas como una forma de vivir tu vida.

Las aparatologías, todo depende de la tecnología que elijas, lo ideal es que estas sean médicas estéticas, ya que son seguras, más efectivas, localizadas y mucho mas rápidas, es muy importante quien aplica la tecnología, la evaluación clínica que recibas sobre tu historial médico, tu estilo de vida, tu cuerpo y tus objetivos, para que tu tratamiento sea el adecuado y obtengas los resultados que deseas; lo bueno de este sistema es que te permite llegar más rápido a tus objetivos, ya que un buen tratamiento será integral, incluyendo el cambio de hábitos alimenticios que aceleren tu metabolismo, la asesoría y el coaching para ayudarte a mantenerte constante, y un plan de ejercicios simples que puedes aplicarlo en tu vida diaria que te ayuden a quemar grasas.

Lo que sea que elijas no olvides las tres reglas de oro, y recuerda que todo lo que deseas es posible si así te lo propones, no importa tu edad, tu peso o tu historia, con constancia irás resolviendo todo aquello que quieres mejorar de tu cuerpo, ocupa el tiempo a tu favor, tu lo manejas.