Estudio asegura que las bajas temperaturas ayudan a bajar de peso

El frío haría que nuestro cuerpo produzca una proteína que estimula la “grasa buena” y quema la “grasa mala”.

Un grupo de investigadores de la Universidad de California, Berkeley, descubrió que el estar en un ambiente o lugar con temperaturas frías de manera constante, puede generar que el cuerpo queme más grasas.

La explicación a esto se basa en que las bajas temperaturas y el aire frío, generan que el organismo produzca niveles más altos de una proteína que se encarga de estimular la “grasa buena” y de dar las características de ésta, a la “grasa mala”.

Según la Revista Capital online, esta proteína llamada “factor de transcripción Zfp516” estimula la formación de la “grasa parda (buena)”, que es la que finalmente elimina la “grasa blanca (mala)” y protege al cuerpo del frío.

blizzard15850640.jpg

pixabay.com

El estudió concluyó esto al observar a dos ratas de laboratorio, una expuesta a la proteína, y la otra no. La rata que produjo más de esta sustancia, redujo su peso en relación a los otros ratones.

Con esta información, podemos descartar ese antiguo mito de que el frío hace engordar o que siempre estamos mas “rellenitas” en invierno.

Puede ser que las temperautras bajas nos quiten las ganas de salir o de hacer ejercicio al aire libre, sin embargo esto no es una excusa.

Deberíamos aprovechar que mientras hacemos ejercicio al exterior, podemos quemar más grasa gracias al descubrimiento de estos investigadores.