Aprende a iluminar tu rostro

Aquí un instructivo de cómo aplicar tu iluminador.

La verdad es que siempre me ha costado encontrar el lugar preciso para ponerme el iluminador facial. He tenido de los dos tipos, en polvo y en crema y la verdad es que ambos cumplen la misma función.

La forma correcta de ponerlo, me lo dijo mi mejor amiga que hizo un pequeño curso en la universidad de maquillaje teatral.

Me dijo que siempre hay que ocuparlo o resaltar ciertos rasgos que la cara que nos parecen atractivos o que queramos darles volumen. No en todas partes, porque o si no, no tendría sentido.

Hay que iluminar el centro de la frente, ya que levanta la mirada e ilumina el rostro en general.

No debes olvidarte del Arco de la ceja (que va por debajo de ella), ya que eso hace que tus ojos se agranden.

Destaca tu párpado de abajo. De esta forma quitas la sombra que producen las pestañas, sobre todo si usas postizas.

Iluminar la barbilla, ya que eso delimita el contorno de la cara y evita brillos innecesarios.

Destaca tus pómulos agregando iluminador en la parte alta de ellos pómulos, justo por debajo de las ojeras. Eso ayuda a finar la cara.  Si los tienes muy pronunciados, no te eches.

En los lagrimales. Eso ayudará a que tus ojos se vean un poco más separados y hundidos.

A los costados de la nariz, justo marcando el hueso. Eso la afina y quita las sombras. No olvides