Hidroterapia del colon: No sirve para nada

hidroterapiacolon.jpg

Hace años escuché sobre la irrigación de colon y me dio full nervio. Eso de estar ingresando cosas por donde las cosas salen…mmm. Esta práctica de la medicina complementaria, promete eliminar del organismo todas aquellas impurezas y toxinas que pudieran haber quedado en nuestro organismo, y ayudarnos a tener un organismo más sano.

Una de las primeras en reconocer y recomendar la irrigación de colon fue la fallecida Diana de Gales, y otras celebridades como Jennifer Aniston, Madonna, Courtney Love, Britney Spears y el cantante Usher  dice que “con los viajes, a veces uno puede no comer lo bien que debiera y se le acumulan muchas impurezas en el cuerpo”

Pero en este artículo, una médico gastroenteróloga, argumenta todo lo contrario. La irrigación de colon no sólo tiene ningún beneficio, sino que además, tiene efectos negativos en la salud de las personas.

“Las paredes del intestino son lisas. No hay grietitas donde pudieran acumularse las toxinas, y si las hay, yo nunca las he visto con la cámara” (refiriéndose a exámenes como la colonoscopía). “En mis veinte años de gastroenteróloga, he visto más de 20.000 traseros, y ninguno de ellos  tiene materia fecal que lleve ahí más de algunas horas”

Además, explicó la gastroenteróloga inglesa  Rani Mishori : “En el intestino grueso hay un equilibrio natural de bacterias buenas y malas que ayudan a la digestión. Ingresar grandes cantidades de agua sólo ayuda a romper este equilibrio”

Los coloterapistas –que así se llaman- dicen que lamentablemente no tienen los fondos para desarrollar investigaciones, pero que si las personas no vieran reales beneficios, no se las repetirían.

Un testimonio aparecido en el artículo es el de una mujer que pagó 180 libras por tres sesiones de hidroterapia, y que nunca lo había pasado tan mal en su vida: “la primera sesión tuve calambres y dolores en la barriga; la terapista hizo masajes y los dolores se aliviaron, pero después de eso y la segunda y tercera sesiones, sufrí de náuseas y diarrea incontrolable. Lo pasé muy mal”

La dra Mishori también pudo establecer una relación entre pacientes que llegaron con problemas como estreñimiento y diarrea, que no se pudo encontrar una causa o cura, que se habían realizado estos procedimientos.

Yo nunca he hecho una terapia de estas y tampoco la haría, primero porque me da mucho nervio y segundo, ¿Porqué he de desconfiar en las capacidades evaluativas de mi organismo? Una cosa es exfoliarse la cara con azúcar para que la piel se renueve más rápido, y otra es ingresar litros y litros de agua por el lugar donde las cosas salen.

¿Ustedes conocían este tratamiento?¿Se lo realizarían?