Parejas que duermen en camas separadas ¿Lo harías?

Una de cada cuatro parejas en Estados Unidos duermen separadas.

Hoy en día, la pareja está cambiando, el individualismo egocéntrico, el amor líquido y la esperanza de vida mayor, nos dan las posibilidades de tener trayectorias de vida más complejas, donde la relación de pareja está tensionada, por este foco centrado en el individuo. Se basa en personas que buscan construir un lugar de bienestar para ambos, mientras reclaman el derecho a ser independientes . Elegimos los momentos que pasamos juntos, incluyendo la cama. Simboliza está gran contradicción que hace que la pareja sea tan difícil de construir, por un lado soñamos con el amor, sentimos la necesidad de una presencia significativa a nuestro lado, pero no queremos desaparecer como persona autónoma y autosuficiente. Es finalmente el lugar privilegiado de confrontación permanente entre el deseo de proximidad amorosa y la aspiración al bienestar personal.

Actualmente, el dormitorio representa el espacio privado de cada uno, lugar privilegiado de la intimidad y de la actividad erótico sexual. Según un estudio de la Fundación Nacional del Sueño, 1 de cada 4 parejas en Estados Unidos duermen separadas. En Canadá, del 30 al 40% de las parejas duermen en camas separadas, este fenómeno esta en aumento en el mundo , en Chile se ofrecen actualmente departamentos con dormitorios similares en tamaño 'en mariposa', para las parejas que prefieren dormir separadas.

Al comienzo en la pareja, los vínculos son muy fusionales, dormimos abrazados, haciendo cucharitas, etc. Con el tiempo, esto se vuelve difícil, horarios diferentes a uno le gusta leer al otro la TV, etc. Desconectarse, en dormitorios separados podría significar una ruptura a lo menos simbólica en la intimidad de la pareja. El origen y las motivaciones pueden ser variadas a veces, provocado por la enfermedad de uno de ellos, por la incomodidad causada por los ronquidos, el insomnio. Esta separación podría ser el deseo de vivir a un ritmo personal , por otro lado representaría el fracaso de la pareja para definir y vivir juntos a un ritmo común. Puede ser el preámbulo de una separación, así como el signo externo de una línea divisoria de la pareja, pero que desean continuar viviendo juntos. La separación no excluye el intercambio emocional y el acuerdo en la distribución de tareas cotidianas , sino que hace más difícil y complejo los encuentros erótico/sexuales. Es importante evitar que la habitación separada significa una estrategia de evitación, que puede lamentablemente conducir a una falta de deseo debido a la ausencia de contacto físico con el otro.

Por otro lado, los primeros síntomas de una crisis de pareja a menudo comienzan en la cama, lugar donde la proximidad física puede convertirse en una tortura cuando el otro ya no es amado.

Los problemas del sueño también pueden ser significativos. Los ronquidos, los pequeños golpes, los movimientos descontrolados, pueden perturban mucho el sueño. Los efectos de la falta de sueño en la salud pueden tener consecuencias graves, como un mayor riesgo de depresión, problemas de atención, laborales y causar tensión en la relación de pareja (tendemos a culpar al otro, aunque sabemos que no es su culpa).

Para algunas parejas, tener la habitación de cada uno, es una forma de vida que se ha afirmado desde el principio, lo que significa la necesidad de un espacio personal , modulando una de la fusión permanente, siendo aceptada por ambos integrantes de la pareja .Hacer la habitación aparte es elegir la comodidad y el confort para algunos. La sexualidad no es sistemáticamente excluida, sino que, por el contrario, necesitaría esta distancia para expresarse.

Esta situación, podría no ser tan diferente de la vivida por la pareja antes de mudarse a vivir juntos, al vivir separados, podemos invitarnos en casa, crear un ambiente propicio para los encuentros y el sexo, esto sería lo mismo al estar en habitaciones separadas, permitiría invitar y atraer al otro a su habitación, un nuevo juego relacional en este nuevo espacio.

Tenemos además, parejas que optan por vivir separadas. Están en pareja, pero decidieron vivir separados, 'parejas puertas afuera'. Parejas que se aman intensamente, que eligen de común acuerdo separarse para amarse mejor.

Finalmente las parejas, son aún más diversas y variables que las personas, sólo ellas pueden crear su propio 'mito conyugal fundacional'. El dormitorio finalmente es solo un lugar físico, lo que importa es hacer algo entre los dos, de común acuerdo, tener una historia y recorrido juntos, características válidas para esta pareja, en ese periodo de la vida, como tener o no televisión en la habitación, los horarios para dormir y apagar la luz, la ventana abierta o cerrada, etc. Por supuesto, los rituales y mensajes verbales y no verbales explícitos e implícitos, de saludo, el beso, caricias, señales previas para un encuentro erótico intenso. La pareja actualmente es una invención permanente, pudiendo llegar a ser centro primordial de sustento y del crecimiento personal afectivo.

Doctor Mauricio Salas Sironvalle, urólogo, sexólogo y magister en psicología clínica. Vicepresidente Sociedad Chilena de Sexología

www.urologiaysexologia.cl

 

Te recomendamos en video