3 cosas peligrosas que le pasan a tu cerebro cuando te enamoras

En especial si lo haces de una persona tóxica

El cerebro es una máquina perfecta, en él ocurren las más grandiosas reacciones químicas que nos pueden hacer sentir placer, tristeza, alegría y, por supuesto, amor.

Cuando nos enamoramos las reacciones químicas que ocurren en el cerebro pueden hacer sentirnos eufóricos y felices, pero también pueden provocar que nos convirtamos en personas un poco obsesivas, pues en efecto, el amor a veces parece una droga.

Las relaciones tóxicas y el amor

La mayoría ha salido con una persona con la que sabes no hay futuro, tienen dependencia, chantajes y celos, dista mucho de ser algo saludable, si te ha pasado, te sorprenderá lo que pasa en tu cerebro.

Bajan tus niveles se serotonina

A tal grado que podrían compararse con los niveles de las personas con desórdenes obsesivos, por lo tanto cuando tienes relaciones negativas o dependencia puedes sentirte ansiosa o depresiva.

Nuestro cerebro actúa como el de un drogadicto

Cuando estamos enamorados, el amor estimula la producción de dopamina, sustancia asociada con el placer, el deseo u la adicción. El amor nos hace sentir euforia y ganas interminables de que la persona que amamos esté a nuestro lado.

Una parte de tu cerebro se apaga

El amor puede hacer que una parte del cerebro se desactive, una de las amígadalas del cerebro, según reportan en este estudio, se 'desactiva', y es la responsable de tu respuesta de huida, es por eso que cuando tienes que decidir en dejar a tu pareja, la toma de decisiones se vuelve más complicada, porque tu alerta del peligro y tu capacidad de tomar decisiones racionales se ve afectada.

Te recomendamos en video: