Quiero anticonceptivos de lujo y gratis para todos… ¡Ahora!

“Educación sexual para decidir, anticoncepción para no abortar, aborto legal para no morir”

Estudio confirmó lo que muchos más que intuir, tenían plena consciencia: “Ofrecer métodos anticonceptivos sin costo, reduce drásticamente las tasas de aborto y embarazos en adolescentes.

Mientras Uruguay está siendo apuntado como un inmoral país pro-aborto, los paísitos de América Latina, tampoco hacen mucho en políticas de salud referentes al control de la natalidad y así, evitar llegar a una instancia que para muchos es sinónimo de crimen.

Sin embargo y afortunadamente, Lauran Neergaard, encargada de cubrir temas médicos y de salud para The Associated Press en Washington, dio a conocer los resultados de un amplio estudio realizado en Estados Unidos, el que revela cómo la “controvertida” política del gobierno de Barack Obama podría beneficiar a las mujeres.

Se trata de un proyecto que comenzó en San Luis con un seguimiento a 9.000 mujeres de escasos recursos o sin seguro médico, a quienes se les dio a elegir entre una variedad de métodos anticonceptivos sin costo, desde píldoras, el dispositivo intrauterino (DIU) o un el implante subcutáneo.

Y ya que el costo no fue un inconveniente, la mayoría optó por el que hasta hoy se conoce como el anticonceptivo más efectivo -y por cierto más costoso-, el subcutáneo.  Como resultado, estas mujeres tuvieron mucho menos embarazos no planeados, así lo confirmó en el estudio publicado el doctor Jeffrey Peipert, de la Universidad Washington.

El efecto en el embarazo de adolescentes fue impactante: hubo 6,3 nacimientos por cada 1.000 jóvenes que participaron en el estudio, una cantidad mucho menor que la tasa de natalidad nacional de 34 por cada 1.000 adolescentes en 2010.

Los abortos también disminuyeron cuando se hizo una comparación con mujeres en áreas metropolitanas y a nivel nacional: “de 4,4 a 7,5 abortos por cada 1.000 mujeres en el estudio, comparado con 13,4 a 17 por cada 1.000 mujeres en general en la región de San Luis”, calculó Peipert. Esto es mucho menor que la tasa nacional también, que es de casi 20 abortos por cada 1.000 mujeres.

El estudio fue efectuado entre los años 2008 y 2010, llegando hoy a millones de mujeres que comienzan a tener acceso a métodos de control natal sin tener que hacer pagos previos por adelantado.

“Como sociedad queremos reducir los embarazos no planeados y las tasas de aborto. Este estudio ha demostrado que tener acceso a métodos de control natal sin costo nos ayuda a llegar a esa meta”, dijo Alina Salganicoff, directora de políticas de salud de la mujer en la Fundación Familia Kaiser.

Y aunque en países como Chile la distribución de algunos métodos anticonceptivos son gratuitos, sólo privilegia a una parte de la sociedad, ya sea  a personas de extrema pobreza – las mismas que en sus colegios carecen o carecieron de educación y concientización sexual de calidad-  y quienes pertenecen a un tipo de previsión específica. ¿Y los demás?

Cuando no hay voluntad de legalizar el aborto, concientizar a la sociedad sexualmente o bajar los precios de los métodos anticonceptivos ¿Se puede hablar de una responsable y activa política de control natal?

Esperando que nuestra curiosa tendencia de copiar el estilo gringo, no sólo quede en modelos de mercado o programas de televisión, y replique también esta gran iniciativa, porque de otra forma no se entiende esa obsesión gubernamental de obligarnos a ser madres cuando simplemente no está en nuestros planes.

Mientras tanto, el 1 de enero de 2103, la ley estadounidense ordenará que los lugares de trabajo ofrezcan a sus empleadas seguros médicos que cubran sin costo métodos anticonceptivos aprobados por las autoridades de salud. ¡Una verdadera panacea!

P.S: ¡LOS ANTICONCEPTIVOS SON MUY CAROS!