Mexicanos con hijos son los más infieles

La mitad de los mexicanos infieles engaña con un amigo/a y el resto prefiere hacerlo con compañeros de oficina o del trabajo

Parece que cada vez más mexicanos y mexicanas tienen los cuernos pintados en la frente, ya que según muestra una encuesta realizada por la empresa consultora GFK México sobre el tema de la Infidelidad en Latinoamérica, el número de personas que decide tener un affair (o reconocerlo) va en aumento.

Lo curioso es que, además de infieles, los mexicanos escogen la peor de las circunstancias para iniciar una aventura: La mitad de los infieles lo hace con algún amigo (como si eso no fuera a salir extremadamente mal) y el segundo lugar se lo llevan los romances oficinales o con compañeros de trabajo. 

Datos de la encuesta revelan que el 49% de los mexicanos reconoció ser infiel con un amigo o amiga; un 21% con un compañero de trabajo y un 17% lo hizo con una persona que conoció de manera casual en un antro, bar, o una fiesta, mientras que un 8% ha sido infiel con sexoservidoras.

En cuestión de género, los hombres mexicanos aceptaron ser más susceptibles a mantener una relación infiel. Es decir, a llevar la aventura hasta las últimas consecuencias mientras mantiene su relación, como si nada, con su pareja “oficial”.

Lo alarmante es que las infidelidades suelen llevarse a cabo sin protección: Un 16% de “estos infieles han padecido alguna enfermedad de transmisión sexual, lo que conlleva una cadena de infección”, dijo en una entrevista Walkiria Calva,  directora regional de Marketing y Comunicación de GFK.

Las personas que tienen entre 33 y 45 años son las más infieles, pues 3 de cada 10 son han engañado a su pareja; seguidos de aquellos que están entre los 40 y 50, donde el porcentaje baja a 17%.

Pero, ¿quiénes son los más cornudos? Aquellos con hijos (¡ouch!) pues la encuestra muestra que al menos el 74% de quienes tienen hijos han sido infieles.

¿Qué les parece?