Amor enfermizo

Hay parejas que necesitan estar juntas pero se hacen daño. ¿Cómo salir de esa relación?

Siempre he odiado a esas parejas locas que se pelean en público, que hacen espectáculos frente a todo el mundo y que días después te los encuentras más enamorados que nunca. Involucran a todos en sus dramas y luego ellos son felices y los demás se preocupan.

Los amigos y familias de ambas personas -la pareja- sufren por sus complicaciones, por las peleas y discusiones sin embargo ellos se preocupan de sí mismos. De verdad odio esas relaciones enfermizas, pero no puedo negar que he vivido esa situación un par de veces en mi vida.

El problema es que cuando estás en eso no sabes qué es lo que pasa o no quieres darte cuenta. Es cierto que hay gente que le gustan los problemas y los escándalos pero también hay otros que se enamoran y se meten en situaciones complicadas por eso. Pero cómo saber si estás involucrada en una relación enfermiza por amor o por obsesión.

Si logras poner la cabeza fría, sentarte a pensar y nivelar los pro y contra de la situación descubres todo lo negativo que te hace alejarte de esa persona que te hace daño. Pero sin duda llegan los momentos irracionales en los que vuelves a cometer el error de involucrarte con él.

Lo peor es que esas relaciones siempre terminan mal con una gran pelea o hasta violencia y el sufrimiento es mucho por algo que se podría haber evitado.

¿Qué hacer cuando te ves en esta situación? ¿Cómo salir de ella antes del desastre? Si es tu amiga o familiar la que se encuentra viviendo esta relación enfermiza, ¿cómo ayudarlo? Son las preguntas que me dan vueltas en la cabeza y que no he podido responder.