Chile: El Movilh se baja de mesa de diálogo de diversidad sexual del gobierno

gaycouple.jpg

Hoy luego de la cuenta anual del gobierno el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) decidió bajarse de la mesa de diálogo de diversidad sexual planteada por el gobierno debido a según ellos a “la completa invisibilidad de las promesas presidenciales en tono a los derechos humanos de la diversidad sexual en el discurso de Sebastián Piñera”.

El Movilh envió un comunicado respecto de su decisión donde recalca que uno de los puntos fundamentales fue que el presidente “en su programa presidencial, Piñera se comprometió a regular las uniones de hecho de todas las parejas, sin importar la orientación sexual o la identidad de género de las personas, enfatizando un claro compromiso para terminar con cualquier forma de discriminación”.

A continuación les dejo los puntos expresados por el movimiento en crítica al discurso de hoy.

Que en su campaña presidencial Sebastián Piñera logró capturar importante adhesión ciudadana al presentar una cara más liberal y menos discriminatoria de parte de la Derecha, usando para ello como uno de sus más comentados y debatidos símbolos de su franja a los derechos de lesbianas, gays, bisexuales y transexuales (LGBT).

En su primer mensaje presidencial del 21 de mayo del 2010, las promesas presidenciales sobre los derechos humanos de la diversidad sexual estuvo completamente ausente debido a la presión de la UDI y de los sectores más homofóbicos de RN, liderados por el ahora senador Carlos Larraín.

Que nuestra organización siempre privilegió el diálogo con el Gobierno, para contribuir justamente al avance de sus propias promesas en tornos a los derechos humanos de la diversidad sexual. En ese sentido, desde marzo del 2010 a la fecha nos hemos reunido en decenas de ocasiones con ministros/as, subsecretarios/as y otros agentes del Gobierno.

Que en las reuniones con los ministros se nos aseguró que el presidente Piñera daría una clara señal sobre la regulación de las uniones de hecho antes de finalizar el 2010, lo que finalmente no ocurrió. Tras ello, desde la Presidencia se nos indicó que las promesas sí se cumplirían y que sólo se estaba preparando algún anuncio concreto sobre ello.

El 17 de febrero pasado el Movilh se sumó a la denominada Mesa de Diálogo sobre Diversidad Sexual impulsada por la División de Organizaciones Sociales del Ministerio Secretaría General de Gobierno, al igual como lo hicieron otros muchos colectivos LGBT, además de fundaciones y corporaciones de diversas corrientes políticas.

Esta jornada Piñera ha dejado nuevamente fuera de su mensaje presidencial las promesas gubernamentales en torno a la diversidad sexual, lo que convierte a su franja electoral en un fraude, en un engaño a la opinión pública de todo el país y en una burla con las esperanzas y sueños de aquel sector social, las minorías sexuales, cuyos derechos fueron usados como plataforma de la campaña destinada a capturar los votos que lo llevaron al Poder. Mientras no exista una acción concreta del Gobierno sobre sus promesas sobe la diversidad sexual, todo acercamiento pasado y actual sobre nuestra realidad seguirá, por consecuencia y por justicia, siendo considerado un fraude.

Con la invisibilidad de nuestros derechos en el mensaje presidencial, Piñera ha decidido atender y escuchar los intereses de los sectores más homofóbicos y transfóbicos de la alianza y ser sordo frente a las propuestas y demandas de quienes luchamos por la construcción de una sociedad y un Estado más justo, equitativo y libre de discriminación. Ha optado, en síntesis, por representar en su más importante mensaje anual a quienes se oponen a la igualdad y no a quienes luchan y promueven su afianzamiento.

Dicha situación es una prueba nefasta de que el diálogo de diversos ministros y otros representantes del Gobierno con nuestro sector ha sido menospreciado, toda vez que se privilegió sólo y exclusivamente escuchar a los sectores contrarios a la Igualdad, lo que repudiamos con fuerza.

Por todo lo expuesto, anunciamos: a) que desde hoy nos retiramos de la Mesa de Diálogo sobre Diversidad Sexual impulsada por la Segegob y que sólo evaluaremos volver a esa instancia, cuando exista una clara propuesta del Gobierno sobre cómo y cuándo cumplirá sus promesas con la población LGBT, b) que en paralelo, y dado que la Mesa de Diálogo del Gobierno nunca tuvo el carácter de resolutiva sobre las promesas presidenciales sobre la diversidad sexual, continuaremos, como lo hemos hecho hasta ahora, presentando nuestras propuestas ante ministros u otros representantes del Gobierno, insistiendo en la necesidad de que se cumpla la palabra empeñada, c) nos declaramos en alerta, lo cual implica diseñar movilizaciones (protestas y campañas) a ejecutar en plazos y lugares que serán oportunamente informados si es que el Gobierno en el más corto tiempo no da una señal concreta sobre las promesas que hoy ha ignorado y olvidado y que tanto le sirvieron para apoyar su llegada al Poder y d) que estableceremos alianzas con otros sectores sociales a los cuales tampoco se les ha cumplido las promesas presidenciales, a objeto de potenciar movilizaciones conjuntas.