Esta boricua superó una cruel enfermedad para llevar adelante su propia compañía de cosméticos

La pasión por los colores, la moda y la belleza la ayudaron a consolidar su empresa entre las preferidas del mercado

La vida sorprendió a Ivonne González Ruggles, una mujer puertorriqueña criada en Estados Unidos, cuando en su rostro comenzó a notar una anomalía que más tarde resultó ser un carcinoma.

Lejos de sentirse al borde de un abismo, la mujer que nació en Bayamón hace 40 años se aferró a una de las cosas que más ama y le apasiona en la vida: la industria cosmética.

View this post on Instagram

Another day more things to solve

A post shared by Ivonne Ruggles (@ivonneruggles) on

"Quería poner todo lo que había aprendido de negocios en un mismo lugar. Entonces, con esa experiencia de tener que cubrir lo que me había pasado en el cachete, donde tuve tres cirugías, descubrí que me sentía bella y más cómoda con la forma en que me ayudaba el maquillaje. Me gustó esa experiencia y por eso decidí entrar en el campo de la belleza", recuerda González Ruggles.

 

View this post on Instagram

Makeup artist Mac at work! #makeupartist #mua

A post shared by Ivonne Ruggles (@ivonneruggles) on

En 2016, Ivonne decidió apostar todo por un negocio que en la década de los 80 había funcionado muy bien, pero que con el correr de los años, la globalización y nuevas tecnologías, había casi desaparecido.

Se trata de Prestige Cosmetics una marca de 30 años dedicada al cuidado, maquillaje y belleza de la mujer que se dio a conocer por sus famosos delineadores.

Esa decisión marcó un momento importante en su vida, porque mientras trataba el problema de salud que atacaba su rostro, hizo su primer intento de entrar al campo de la belleza.

Sin embargo, los resultados no fueron los esperados, pero esto no la desmotivó, sino todo lo contrario. Decidió entonces tomarse un tiempo y enfocarse en sus fortalezas.

"Cerré las operaciones de la compañía que tenía, porque no iba bien y me llevé una empleada que era buena. Traté de nuevo y lo que hicimos fue buscar compañías para manufacturar productos y que pudiera comprar porque es algo que domino. Empecé con una compañía chiquita", narró.

 

Resultados en cifras

En la actualidad, Ivonne es una  de las pocas latinas que posee una compañía de belleza global que además manufactura productos sin ningún otro inversionista.

Los resultados se ven reflejados en las oficinas de Nueva York y Florida.

La marca tiene presencia en más de 30 países y en 'getaways cities', como en Dubai y Panamá.

Se  calcula que más de 10 mil millones han probado los productos de Prestige Cosmetics

Te recomendamos en video: