Claire Karekezi se convertirá en la primera neurocirujana en Ruanda

Fue sobreviviente del genocidio que sufrió su país, donde asesinaron a 800 mil personas en 1994

Una joven doctora que sobrevivió al genocidio de Ruanda cuando era niña está siendo entrenada en Toronto para ser especialista en cirugía cerebral y planea llevar sus habilidades a casa una vez termine sus estudios, lo que la convertiría en la primera neurocirujana de su país.

Claire Karekezi se convertirá en la primera neurocirujano femenina de Ruanda cuando regrese en julio. Es la culminación de un viaje de toda la vida que comenzó a la edad de 10 años, cuando ella y sus padres huyeron de los asesinatos en masa en Ruanda.

"Crecimos con miedo, pero crecimos con instintos de supervivencia: tenemos que presionar, tenemos que superar esto", dijo Karekezi al portal CTV News.

Aproximadamente 800,000 personas fueron asesinadas en el genocidio de Ruanda en 1994 en el cual el grupo minoritario tutsi fue sistemáticamente asesinado en la nación del este de África por la mayoría étnica hutu. Más de dos millones de refugiados huyeron de Ruanda, lo que provocó una crisis humanitaria.

Con el apoyo de sus padres, Karekezi asistió a la escuela, donde se destacó en la ciencia. En la escuela secundaria, ella decidió que convertirse en médico era el camino correcto para ella.
"Es un sentimiento que no puedo explicar. Quizás nací para ayudar a la gente ", dijo.

Su amplitud de conocimiento, así como su historia personal, se destacaron cuando solicitó un programa de capacitación de un año en cirugía cerebral avanzada para el cáncer en el Hospital Western de Toronto.

El neurocirujano canadiense Dr. Mark Bernstein eligió a Karekezi para el puesto de docenas de solicitantes de todo el mundo.

"Tengo un punto débil para los desvalidos", dijo el Dr. Bernstein. "Y al igual que Ruanda se ha recuperado, Claire se ha levantado. Ella ha perseverado en la determinación de tener éxito en neurocirugía”.

Cuando Karekezi regrese a Ruanda este verano, su plan es ayudar a mejorar la atención del cáncer en el país. Tres meses después de que comience su práctica, el doctor Bernstein visitará a Karekezi para ver cómo le está yendo y refrescar conocimientos "Lo que sea necesario, cualquier contribución que pueda traer de vuelta, estoy dispuesto a dar eso”.

Te recomendamos en video