Nuevo brote de E. Coli en la lechuga romana mantiene en alerta a los estadounidenses

Se recomienda no consumir productos de dudosa procedencia

Autoridades sanitarias de Estados Unidos alertaron sobre un nuevo brote de la bacteria E. Coli que se está observando en la lechuga romana. Advirtieron no consumir ninguna lechuga con origen desconocido, luego de que alimentos con presencia de la bacteria afectaron 16 estados, enfermando a 53 personas.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades explicaron que la alerta incluye la lechuga romana en cualquiera de sus presentaciones y que provenga de la región de Yuma, en Arizona. Aunque la fuente exacta del vegetal contaminado todavía no se ha identificado, los agentes federales aseguran que tienen información que indica que fue cosechada allí, según informó Univisión en su página web.

Varios prisioneros que se enfermaron en el centro correccional de Nome, Alaska, comieron corazones de lechuga provenientes de esa zona.

Si bien en los paquetes de verduras no se especifica de dónde viene el vegetal, las autoridades piden no comprar el producto a menos que se conozca a ciencia cierta su procedencia.

De todas las personas que se han enfermado hasta el momento, al menos 31 han terminado en el hospital, incluyendo cinco que además presentaron un tipo de falla en el riñón que puede resultar mortal.

Los síntomas de la infección por E. coli incluyen diarrea, calambres abdominales severos y vómitos.