Prohiben la cremación del niño de 8 años asesinado por su madrastra

Desde el terrible desenlace del pequeño Gabriel Cruz, las autoridades siguen investigando todos los escenarios posibles.

El domingo 11 de marzo se puso fin a la tragedia que conmocionó al mundo y que inició el pasado 27 de febrero cuando el pequeño Gabriel Cruz fue reportado como desaparecido, desde entonces sus padres, vecinos y toda la comunidad española inició una campaña informativa en búsqueda del pequeño. Sus padres, Ángel y Patricia encabezaron el movimiento, pero una pieza clave en el desenlace rondaba la escena, se trataba de la pareja actual del padre, Ana Julia Quezada, sería ella la responsable de la desaparición y deceso del niño, fue descubierta moviendo el cuerpo el domingo 11 de marzo, posteriormente sería detenida y confesaría el crimen.

La asesina de origen dominicano, explicó que discutió con el niño, decidió golpearlo por impulso y cuando cayó inconsciente, lo asfixió, lo despojó de su ropa y lo escondió en un pozo cercano, fue en este sitio donde fue interceptada cuando trataba de mover el cuerpo del menor ya con casi dos semanas en estado de descomposición.

Aunque el cuerpo ya tenía días escondidos, pudo ser recuperado para posteriormente ser sepultado, pero con una condición. No podrá ser incinerado, las autoridades del país hicieron el requerimiento a la familia, pues presumen que tendrá que ser exhumado en algún momento para comprobar otras hipótesis y en la medida de lo posible ajustar la condena correcta a la asesina que ya se estipula en un rango de 25 a 35 años de prisión.

Te recomendamos en video: