"Me dijo que yo no era su madre": la declaración de la asesina de Gabriel

Ana Julia Quezada ha declarado como ejecutó el crimen que le quitó la vida al pequeño Gabriel Cruz

Probablemente sea la mujer más odiada en una buena parte del mundo, la dominicana Ana Julia Quezada asesinó al niño Gabriel Cruz el pasado 27 de febrero, escondió su cuerpo hasta el 11 de marzo y ahora confiesa cómo sucedieron las cosas. En su declaración a los cuerpos judiciales relata cómo actuó hasta llegar al momento de quitarle la vida al niño Gabriel Cruz. Sus declaraciones, frías y tajantes, te dejarán sin aliento:

"Estaba solo, jugando con un palito. Le dije: hombre si estás solo vente conmigo. Voy a la finca. Él se subió en el coche, fuimos a la finca y yo me puse a pintar. Él se quedó fuera jugando y le pregunté que qué hacía jugando con un hacha y fue allí cuando el niño me empezó a insultar, le intenté quitar el hacha y entonces me dijo que yo no era su madre, que yo no lo mandaba y que más nunca me quería ver. Nos peleamos por el hacha, se la quité y al final, con la rabia, acabe asfixiándole, tapándole la nariz y la boca".

La autora intelectual y material del hecho entró en la casa y se percató del gran problema que se le avecinaba, tomó un cigarrillo y pensó cuál sería su siguiente paso:

"Saqué el paquete de tabaco y me fumé un cigarro. Y estuve pensando. No quería hacerle daño a Ángel así que lo mejor sería enterrarlo enterrarlo, así él (refiriéndose a Ángel, padre de Gabriel) no sabría nunca lo que había pasado. Coloqué la camiseta en los juncos, fue para despistar. Bueno, días más tarde cogí lo que quedaba de la ropa de Gabriel y la tiré dentro de un contenedor de vidrio en frente de un hotel. Al final vine a buscar el cadáver porque me dijeron que les entregase la llave y me puse nerviosa"

Así cerró su declaración la mujer que ahora se debate entre si se considera asesinato u homicidio, dependiendo de los factores de tiempo y circunstancias podrías enfrentar un máximo de 35 años como estipula la ley español en estos casos. Lo cierto es que con estas declaraciones no se descartan otros posibles escenarios. La que más cobra fuerza es que Ana Julia quería regresar a República Dominicana con el padre de Gabriel y el niño representaba un atraso en sus planes. Los ciudadanos piden todo el peso de la ley.