Este modelo defiende que los hombres usen tacones: “Disfruto con la sensación de usarlos”

“La barba me define como un hombre de la manera más sólida posible. Incluso con los tacones puestos, soy todo hombre”, comenta.

John Benge es un modelo inglés que defiende hasta el final el uso diario de tacones por parte de los hombres. “No tengo que pedir autorización a Vogue para usar stilettos”, escribió en su columna para metro.co.uk.

Benge generalmente se desnuda en su trabajo ya que es modelo para pintores que lo utilizan en sus estudios de figura humana.

A simple vista es un hombre muy masculino, tiene gran porte y una barba prominente, además de una mirada intensa. Y al mismo tiempo calza tacones de diversos estilos y colores. John no tiene problemas con salir a la calle con una cazadora, jeans y unos tacones fucsia de 15 centímetros. Calza del 9. “La barba me define como un hombre de la manera más sólida posible. Incluso con los tacones puestos, soy todo hombre”, escribe en su columna para el medio inglés.

“No me importa lo que la gente piense porque son sólo zapatos, sólo son cosas en mis pies. Y dudo que obtenga callos debido a mis opciones de calzado. La pregunta es, ¿necesito permiso para usar tacones?”, escribió.

John comparte muchas fotos en su Instagram haciendo su vida normal y en tacones. Sin duda, este modelo es realmente fanático de los zapatos altos. “Yo no colecciono nada solo para ponerlo en una estantería y admirarlo, sin usar. Los zapatos deben ser usados”, escribe.

Sobre el dolor ha comentado que no tiene problemas porque sabe muy bien su modelo favorito y cómodo. “Me gusta un arco alto, tacón delgado para lograr una espalda muy recta”, agrega.

Respecto de los comentarios Benge asegura que son principalmente las mujeres las más interesadas, que lo detienen y le comentan su buen gusto a la hora de escoger modelos, colores, combinaciones y todo eso sumado a la barba le da un atractivo especial.

“Llevo los tacones y los uso porque se me da la gana, no porque un poder más alto o una estrella pop ocasional me haya dado permiso o justificación”, escribió.

Pero lo más importante para John es la sensación de caminar sobre unos buenos tacones. “Definitivamente disfruto con la sensación de usarlos, la forma en que arquean el pie, la presión”, enfatiza.