Crean muñeca inflable para simular una violación sexual y satisfacer fetiches

El juguete que "permite a todos realizar sus sueños sexuales más privados"-. ¿Perdón?

Por Karen Hernández

Los juguetes sexuales con forma de muñeca no son algo nuevo, existen desde 1930. Estas han pasado por diferentes procesos y materiales para darles la forma más realista posible, de manera que genere sensaciones indescriptibles a quien las usa. Sin embargo, la tecnología ha avanzado a tal nivel que en algunos casos, puede llegar a rozar con los límites y caer en lo perverso o enfermo.

Las muñecas sexuales son una figura humana que no goza de tal naturaleza y aún cuando se esté consciente de ello, son capaces de despertar ciertos instintos poco éticos en algunas personas, por el simple hecho de sentir que están sometiendo a su antojo a una "mujer".

MÁS: Ya existe un muñeco sexual para mujeres y se llama Gabriel

Los impulsos sexuales muchas veces terminan por desencadenar fetiches reprimidos peligrosos y una muñeca inflable puede despertar un fetiche con niñas, por su figura infantil y en un caso real, más reciente, la violación de una mujer.

Y es que la industria acaba de lanzar un nuevo robot sexual llamado Frigid Farrah que tiene la opción de "modo frígido". ¿Lo insólito? que encontraron la forma de hacer 5  modalidades de frigidez, poniendo a Frigid Farrah como "reservada y tímida" o "incómoda con tus toqueteos".

Imagen foto_00000015

Foto: The True Companion

MÁS: Este estudio explica por qué los hombres acosan a las mujeres en la calle

El robot cuenta también con receptores que provocan que la cara se transforme en la de una mujer que está sufriendo cuando la tocas descaradamente .

En la descripción del sitio web, afirman que este modelo no es un intento de reproducir el mundo real y la empresa dice que sus robots "permiten a todos realizar sus sueños sexuales más privados", pero ¿realmente pueden conseguir evitar un delito al hacer que el sujeto descagrue sus impulsos en un juguete o por el contrario, animar a que estos  desarrollen comportamientos violentos o poco respetuosos con otras personas?.

MÁS: Esta mujer murió después de que su marido la obligó a tener cuatro abortos en un año

La violación no es un acto de amor y ni siquiera de pasión sexual. Es un crimen violento que atenta con la integridad de otros. Una muñeca como Frigid Farrah no debería animar a los violadores a que encuentren una salida supuestamente segura para sus impulsos. Y no, la violación tampoco debe ponerse como un divertimento.