Melania Trump es portada de Vanity Fair México y la polémica no se hizo esperar

Usuarios de redes sociales criticaron la decisión de la revista

Por Andrea Sánchez

México está pasando por un momento delicado a nivel político. Con la llegada del republicano Donald Trump a la presidencia de Estados Unidos y sus más recientes declaraciones sobre el muro fronterizo con México, la relación está más tensa que nunca. Tal vez por eso nos parezca extraño que los editores de la revista Vanity Fair México hayan decido poner en portada a Melania Trump.

La entrevista fue realizada por Julia Ioffe y retomada por la publicación mexicana. La periodista trató de hacer un retrato más humano de la mujer casada con uno de los hombres más odiados por los mexicanos.

Hace algunos días, durante la toma de protesta, Melania se volvió viral por GIF en el que se ve un cambio en su rostro cuando Trump deja de verla, poniendo en duda la integridad de la ex modelo eslovena. Sin embargo, ella declaró: "Nadie me controla. Viajo con mi marido cuando sé que puedo ir y sé que no pasa nada si mi hijo se queda unos días solo con la servidumbre". Con estas despeja algunas de las teorías alrededor de este tema.

Ante tal hecho, usuarios de redes sociales reclamaron a la revista esta decisión: "Por lo visto @VanityFairMX se quiere ganar el repudio de sus lectores. Es increíble que en estos momentos ÉSTA tipa esté en la portada ASCO!"(sic). "@VanityFairMX de lejos, la peor portada. Qué patada en el orgullo para el público mexicano al que tienen tanto que ofrecer".

DESCUBRE MÁS:

En la entrevista también retomaron las declaraciones de Donald a Howard Stern, quien le preguntó al magnate: ¿Qué haría si Melania sufriera un terrible accidente de coche, tras el cual se quedara sin poder utilizar el brazo izquierdo, le saliera una purulenta mancha roja cerca de un ojo y se le deformara el pie izquierdo. ¿Seguiría con ella? Trump contestó: "Y los pechos, ¿qué aspecto tendrían".

Melania ha sido tratada como un objeto de decoración, incluso para su esposo, y estas declaraciones lo confirman. Ha sido fuertemente criticada. Además de enfrentarse a todo el trabajo de una primera dama y el gran vacío mediático que dejó Michelle Obama, tiene que lidiar con los comentarios que a diario recibe en redes sociales tachándola de 'puta'.

No es la primera vez que Vanity Fair se enfrenta a una polémica como ésta, el año pasado la redes sociales se incendiaron cuando Angélica Rivera, esposa de Enrique Peña Nieto, protagonizó la portada y la entrevista central de esta publicación.