Por un 2017 responsable: Cómo organizar tu dinero y evitar las deudas

¡Ya no más! No queremos estar preocupadas por asuntos financieros y estamos dispuestas a cambiar.

Siempre he admirado a la gente que tiene la maravillosa capacidad de ahorrar. Cuando comienzas a trabajar, te das cuenta de que tienes todo ese dinero, que es tuyo por derecho y que ganaste con esfuerzo.

Naturalmente, piensas que mereces un premio, el problema ocurre cuando sigues premiándote a ti misma durante meses, sin tomar conciencia. Después, esos premios son un castigo cuando ves la lista de deudas en tus tarjetas de crédito.

Como no queremos seguir en este círculo vicioso en 2017, vamos a poner todo nuestro esfuerzo y fuerza de voluntad en mantener nuestras finanzas a raya. Las deudas estresan, y lo que menos queremos es sentirnos preocupadas y sobrepasadas.

Comienza con estos puntos y verás que, incluso, te alcanzará para ahorrar.

1432278393moneygif.gif

Cosmopolitan

Compra a conciencia

A la hora de comprar, nos convertimos en robots. A no ser que queramos adquirir algo específico, ir a “vitrinear” es peligroso para los que son muy tentados. Una de las claves es ser consciente de lo que compras.

Cuando estás en la tienda, observa tus motivaciones. ¿Realmente lo necesitas? ¿Lo compras porque quieres que los demás piensen algo bueno de ti? ¿Es un capricho y sabes que no lo usarás? Sé honesta contigo misma, eso es lo primero.

Considera tu estado emocional

El consumismo es un problema que puede escaparse de los límites, y si sabes que estás comprando de más y te sientes mal por eso, es hora de que te mires a ti misma. Muchas veces usamos lo material para evitar problemas o para llenar un vacío. Lo malo, es que esa satisfacción es temporal: tarde o temprano vas a querer comprar más y nunca te vas a sentir mejor. Pide ayuda, es valorable.

Evalúa tus vicios y lo que gastas en ellos

Los vicios siempre son malos, no hay excepciones. Si aún crees que comprar cigarrillos de vez en cuando no te hará daño, si lo hará y tu billetera también sufrirá las consecuencias. Cuando estés más consciente de ti misma, cuando te valores más, vas a darte cuenta de que los vicios no te definen y que no los necesitas para reafirmar tu identidad. También, vas a notar lo inútil que es usar tu dinero en algo que te perjudica.

Buena salud es igual a ahorro

Quizás te parezca que pagar consultas médicas y exámenes te deja en la quiebra, pero antes de quejarte, observa tu estilo de vida. Si eres saludable, pones todo de ti para que tu cuerpo funcione bien, vas a ahorrar mucho. Claro que hay enfermedades que uno no puede controlar, pero prevenir también es una forma de cuidar tus finanzas.