No la querían contratar por tener Síndrome de Down y ella les dio una lección que nunca olvidarán

Cada vez que buscaba trabajo le decían que no cumplía con el 'perfil' que estaban solicitando

Por Olivia O'Gam 

Collette Divitto, originaria de Boston, Estados Unidos, concluyó sus estudios con el mismo anhelo de todos: encontrar una trabajo en el que pudiera aplicar sus conocimientos, demostrar sus capacidades y ganar dinero. Día a tras día salía de casa para acudir a entrevistas de trabajo, pero siempre se topaba con el mismo problema: no tenía el 'perfil'. 

DESCUBRE MÁS

 

Con el paso del tiempo, Collette se dio cuenta que no estaban valorando sus capacidades, sino su condición, ya que padece Síndrome de Down. Con apenas 26 años decidió convertirse en emprendedora e inició un negocio de venta de galletas por Internet. Lo que nunca esperó es que el éxito llegaría muy pronto y una cadena de almacenes compró sus galletas y hoy en día es uno de sus principales clientes.

En en encuentro con la prensa internacional, la joven comentó: "En todas las entrevistas me decían que veían mis cualidades y que podía aportar un buen trabajo a la empresa, pero al final todas me decían que no encajaba en el perfil".

La madre de la joven emprendedora confiesó también cuál ha sido la clave del éxito de su Collette: "Ella nunca aceptó su discapacidad. Ella es del tipo de personas que trata de inspirar y motivar a otros". 

El trabajo de Collette ha sido reconocido en su comunidad y ya ha ingresado a un programa de apoyo para pequeños empresarios.