Esta gimnasta tiene 41 años y sus acrobacias sorprenden en Río 2016

Oksana Chusovitina ha hecho historia al convertirse en la gimnasta olímpica más longeva de la historia

Por Viridiana Mirón 

En la mayoría de las ocasiones las gimnastas olímpicas se retiran a una corta edad, debido a que la práctica de este deporte requiere de tanta intensidad física que pueden ocasionar lesiones en músculos y articulaciones a largo plazo, así como un desgaste emocional. 

Por todo lo anterior, medallistas olímpicas como Nadia Comaneci, quien tuvo su debut deportivo a la edad de 10 años, se retiró de la alta competición cuando cumplió 23 años. 

 

       DESCUBRE MÁS:

 

Todo lo contrario ocurrió con la gimnasta de Uzbekistán, Oksana Chusovitina (19 de junio de 1975), ha hecho historia en las competencias de los Juegos Olímpicos de Río 2016, al convertirse en la gimnasta olímpica más longeva de todos los tiempos.

 

Oksana Chusovitina  comenzó su carrera olímpica en las Olimpiadas de 1992 que se llevaron a cabo en Barcelona, donde representó al Equipo unificado de la es Unión Soviética. 

Imagen foto_00000003

 

A partir de los Juegos de Atlanta en 1996 y hasta los de Atenas en 2004 decidió que lo mejor era representar a Uzbekistán, su país natal; luego, para las Olimpiadas en Beijing en 2008, participó en el equipo de Alemania, donde se llevó la medalla de plata. 

 

Imagen foto_00000002

 

En 1999 se convirtió en mamá y en 2002 su pequeño fue diagnosticado con leucemia, para su fortuna, en 2008 Oksana no sólo se llevó a casa una medalla olímpica, sino que en ese mismo año le informaron que su hijo había ganado la lucha contra el cáncer. 

Durante los Juegos Olímpicos de Río 2016, Oksana Chusovitina ha hecho historia al convertirse en la gimnasta olímpica más longeva de la historia al competir a los 41 años contra chicas a quienes les dobla la edad. Durante una entrevista tras su presentación en las preliminares femeninas Chusovitina bromeó y dijo: "¡Cuando compito… si dieran algunos puntos más por edad sería genial!".

Imagen foto_00000004

 

"Hay que estar un poco loca para hacer cosas tan impresionantes, me quito el sombrero, es impresionante", dijo en una ocasión la medallista olímpica rumana Nadia Comaneci cuando se le cuestionó sobre el nivel de competencia de Chusovitina. 

 

 

Como dato curioso, Oksana es la única gimnasta femenina que ha competido en los 7 Juegos Olímpicos y una de las dos gimnasta que ha representado a a tres equipo nacionales diferentes: en 1992 compitió en el Equipo Unificado, en Ozbekistán en 1996 y Alemania en 2008. También es una de las pocas mujeres que ha regresado a la gimnasia de alto nivel tras ser mamá. 

Imagen foto_00000001