Conoce la historia de la chilena que endulza la vida de los celiacos

Está detrás de una marca de productos saludables que incluye una línea sin gluten para personas celiacas. Joven, emprendedora y con muchas ideas para el futuro, llegó al mercado con el objetivo de demostrar que todos podemos disfrutar de lo dulce.

Tiene 27 años y es dueña de un emprendimiento que facilita la vida a muchos. Hace un par de meses estuvo en Barcelona haciendo un curso organizado por la segunda empresa con mayor producción de chocolates a nivel mundial. Y ya de vuelta en Chile, está poniendo en práctica todo lo aprendido.

Aunque vive en Santa Cruz, de martes a jueves viaja a Santiago para llevar los productos que se despachan a los distintos puntos de venta en la capital y gestionar oportunidades de negocio con otras empresas interesadas en su marca. El resto de la semana se queda en su ciudad natal. Es ahí, en el valle de Colchagua, donde tiene su planta de producción y donde también guarda los mejores recuerdos de su infancia. "Vivo en una casona grande, en las afueras de Santa Cruz. Cuando chica tomaba leche ordeñada de la vaca todas las mañanas antes de ir al colegio. Es un lugar maravilloso, y no lo aprecié hasta que me fui", cuenta Luz María González.

Como muchos estudiantes de regiones, Luz María se trasladó a Santiago para estudiar Nutrición, aunque en ese entonces no estaba muy segura de la decisión que había tomado. "Quería estudiar algo relacionado con la estética de las personas, y el tema de la comida siempre ha estado presente en mi familia, a todos nos gusta cocinar".

Sin embargo, no se contentó sólo con sus estudios. Como buena emprendedora, aprovechó el tiempo libre para idear una forma de obtener ingresos. "Tenía una empresa online que se llamaba Encarga tus botas. Las clientas mandaban a hacer el modelo a través de la página de Facebook y las tardes que tenía libres, iba a dejar las telas a un taller en Victoria". El emprendimiento estaba teniendo tanto éxito que incluso Luz María se planteó la posibilidad de dejar la universidad, pero entonces un nuevo proyecto se empezó a abrir camino entre sus planes. Decidió terminar la carrera y dedicarse a desarrollar

Más: El impactante relato del colapso de Pilar Sordo

Sabores Sin Culpa. "Cuando nació esta idea, nadie me creía. Me decían '¿quién va a comprar un dulce saludable? La gracia es que tenga azúcar'. Y no tiene por qué ser así".
El sello de Sabores Sin Culpa es el desarrollo de productos enfocados en la elaboración de tortas, tartas y chocolates reducidos en calorías y grasas, sin azúcar ni fructosa. "Hay tortas en el mercado que no deberían ser permitidas para diabéticos, porque tienen fructosa y harina refinada, por lo tanto, igual provocan un cambio en la glicemia", afirma. Además incluye fibra en las recetas, lo que hace más lento el proceso de absorción y aumenta el nivel de satisfacción en los consumidores, sin producir adicción.

Sus planes son seguir creciendo, tener más puntos de venta en cafeterías de Santiago y exportar los chocolates que produce en variedad amargo, de leche y blanco, mezclados con almendras, maní y avellanas. "Hay que ir escalando poco a poco, pero el emprendimiento lo llevo en la sangre; mis papás también son empresarios. Creo que uno nace emprendedor, no tiene que ver con una fórmula para el éxito, sino con la motivación. Cuando me arriesgo por una idea, lo hago porque me gusta, porque tengo fe en que va a funcionar y me siento realizada llevándola a cabo".

Luz María destina la mayor parte de su tiempo a trabajar en su marca, que como todo negocio requiere de mucha dedicación, por eso a veces tiende a sobrecargarse de trabajo. De ahí que los fines de semana sean sagrados para para aprovechar de ir a la playa o relajarse en el campo, donde tiene criaderos de caballos. "Hago equitación desde los 10 años. En general no soy muy buena para el deporte, pero en eso me entretengo. Este último tiempo me he dedicado a la doma racional, a amansar los caballos desde pequeños, logrando que aprendan a respetarme con puro amor y cariño".

El amor por los caballos lo heredó de su padre, quien también ha sido uno de los grandes motivadores, junto a su madre, de su emprendimiento. "Ellos siempre me han impulsado a ser la mejor en lo que elija hacer, y me han apoyado en todo. En general mi familia ha sido un gran aporte, me asesoran en mis decisiones y respeto mucho sus opiniones. Todos están orgullosos de lo que hago".

Más: 20 impactantes imágenes que te conmoverán hasta la lágrimas

Como nutricionista siempre está preocupada de comer saludable, y aconseja a las personas evitar alimentos como los embutidos y el jugo en polvo, que no traen ningún beneficio para la salud. En ese sentido, cree que la nueva Ley de Rotulados es una iniciativa eficiente para mantener informados a los consumidores. "Está súper bien aplicado, porque las grasas no van en referencia a las grasas totales, sino a las grasas saturadas, que en general son las que te hacen mal. Por ejemplo hay una variedad de mis chocolates que voy a tener que rotular como alta en grasas, porque es chocolate al fin y al cabo, no tienen grasas anexas como los símiles, pero sigue siendo chocolate", explica.

Sabores Sin Culpa lleva alrededor de un año en el mercado, y actualmente los productos se encuentran disponibles en 25 puntos de Santiago. Es sólo el comienzo, y Luz María está llena de ideas para desarrollar nuevos productos saludables. "Me encanta mantenerme ocupada, hacer actividades; hay algo dentro de mí que no me deja dormir si no he terminado de hacer lo que me propongo. Cuando tengo una idea y creo en ella, no me detengo hasta sacarla adelante".

DESCUBRE MÁS EN VIDEO

¡PRONTO! Karem Rodovalho llega a Nueva Mujer y nos trae una carta para cada signo

TE RECOMENDAMOS EN IMÁGENES:

7 libros infantiles que marcarán tu vida adulta con sus maravillosas lecciones

Include SSI