Selfies, comida y modelos: una fórmula provechosa

Como todos los demás, ellas aman comer y no tienen miedo de decírselo a todo el mundo.

Hace un tiempo lo que la llevaba era postear imágenes de platos elaborados o de jarras de café de marcas populares. Mientras más likes tuvieras, mayores eran las posibilidades de convertirte en un referente en Instagram.

Pero como las fórmulas en este tipo de plataformas vencen rápidamente, hay que reinventarse y eso es lo que han aprovechado de hacer algunas personas que además de ser populares, son modelos y no de esas que sólo comen ensaladas.

Por ejemplo, está la modelo coreana Sora Choi, que ganó muchísima popularidad luego de sus apariciones en los desfiles en las Semanas de la Moda de París, Nueva York y Milán de principios de este año.

Como se detalla en Vogue, Choi es de las favoritas en Instagram y Snapchat, porque además de publicar imágenes de comida que no nos imaginaríamos que comen las modelos, hace montajes cómicos para celebrar su amor por la comida.

Podríamos decir que la reina de las modelos que comen mucho y que aman publicarlo es Cara Delevingne. Probablemente, muchas otras chicas se inspiraron en su irreverencia y en su libertad para admitir que ama el tocino.

Laura Dale, modelo, actriz y autodenominada foodie, es otra de las populares en este sentido. Si vas a ver su cuenta y fotografías en Instagram, te recomiendo comer algo antes, porque o sino te vas a tentar con todo lo que aparece ahí.