Tsai Ing-wen, la primera presidenta de Taiwán está a favor del matrimonio homosexual

La candidata del principal partido de oposición de la isla aplastó al oficialismo y se convierte en la primera mujer en gobernar.

El pasado sábado 16 de enero ocurrió un hecho histórico en Taiwán. Por primera vez, una mujer dirigirá el destino del país asiático durante los próximos años. Tsai Ing-wen asumirá el cargo el 20 de mayo, tras ocho años de un gobierno pro China del Partido Nacionalista.

Obtuvo una amplia victoria de 56,12% de los votos bajo el alero del Partido Democrático Progresista contra el 31,04% de su rival Eric Chu del partido oficialista Kuomintang.

Su partido se opone a la estrecha relación que se mantiene con China, lo que podría generar tensiones con el gigante asiático. Sin embargo, fue elegida precisamente para revertir el declive de la economía e independizar a la isla.

Ing-wen también fue la principal candidata de su partido en las elecciones presidenciales de 2012, siendo derrotada por Ma Ying-Jeou, quien en ese tiempo iba en su segundo gobierno.

Llegó el momento de su revancha y de coronarse como la primera mujer en dirigir su país. Con 59 años pasa de ser profesora universitaria de Derecho a presidenta. Su formación académica comprende la Universidad Nacional de Taiwán, Universidad de Cornell y la Escuela de Economía y Ciencia Política de Londres.

En cuanto a su vida privada, es soltera, no tiene hijos y además es amante de los gatos. Ha declarado que admira a la “Dama de Hierro” Margaret Thatcher y a la canciller alemana Angela Merkel por su determinación para gobernar. De hecho sus cercanos la describen como la “Angela Merkel de Asia”.

marcha.jpg

© latribuna.hn

Otro punto interesantes es que Ing-wen está a favor del matrimonio homosexual, bajo el concepto de que todos tienen el mismo derecho de buscar la felicidad. Tal es su apoyo que en una marcha por los derechos homosexuales llevada a cabo en octubre pasado en Taipei, expresó públicamente su apoyo y decoró la sede de su partido con los colores del arco iris.

Cabe destacar que Taiwán ha sido pionero entre los estados de su región en debatir sobre la legalización del matrimonio homosexual, y el 53% de su población se manifiesta a favor. Una propuesta que es apoyada por el Partido Democrático Progresista que acaba de ganar las elecciones y que se podría avanzar en estas materias con Ing-wen al mando.