Una boda homosexual en Senegal dejó a los novios y a los invitados bajo arresto

En total fueron 11 los detenidos en manos de la policía por celebrar actos “contra natura” de acuerdo a la legislación del país africano.

Senegal es un país que posee una dura legislación contra los homosexuales. Así quedó de manifiesto el pasado viernes 25 de diciembre cuando la policía detuvo a 11 personas por participar en una ceremonia simbólica que representaba la boda entre personas del mismo sexo.

Entre los detenidos figuran los novios y algunos asistentes, pues siguen buscando a los restantes. Esto ocurrió en una escuela de la localidad de Kaolack, a 190 kilómetros al sur de Dakar. Todo empezó cuando los policías interrumpieron el acto e incautaron los anillos de matrimonio.

No es primera vez que pasa esta situación, pues en 2008 también se detuvo a una pareja del mismo sexo cuando celebraban su boda en el municipio de Mbao, a las afueras de Dakar.

En 2009, nueve jóvenes homosexuales fueron condenados a ocho años de cárcel por el delito de actos impuros y contra natura. Finalmente, la condena fue anulada debido a la gran polémica que se generó a nivel internacional.

El pasado mes de agosto, siete personas fueron encarceladas a seis meses de prisión por su tendencia homosexual, debido a la orden de un tribunal de Dakar.

homofobiaafrica.jpg

© ensentidocontrario.com

Cabe destacar que el artículo 319 Código Penal de Senegal penaliza “actos contra natura” y no expresa directamente actos homosexuales. Sin embargo, igualmente penaliza las relaciones sexuales entre personas del mismo sexo y la zoofilia.

En cuanto a las penas para quienes practiquen dichos actos impropios o antinaturales, son de hasta cinco años de prisión y las multas alcanzan hasta 3.000 dólares.