Prueba de pureza, el castigo que cumplirá una mujer violada en India

Fue víctima de abuso y ahora, tiene que cargar una roca de 40 kilos sobre su cabeza para “demostrar su virtud”.

Para quienes vivimos en Occidente, resulta difícil entender muchas de las costumbres que aún se practican en países de otras regiones del mundo. Sobre todo, nos solemos alarmar al escuchar situaciones en que mujeres violadas son castigadas como si ellas tuvieran la culpa de ello.

Este es el caso de una mujer india que luego de ser violada, fue condenada a cargar con una roca de 40 kg. para recuperar su virtud y revertir “las manchas” que dejó en ella este abuso sexual.

Esta tradición conocida como “Agnipariksha” o “prueba de fuego” se practica en algunas localidades de India como Gujarat, estado al que pertenece esta mujer que, además de ser violada, se le negó la posibilidad de abortar y que luego de tener a su bebé, se lo arrebataron sin motivos.

Como se detalla en el portal online de la BBC Mundo, este castigo además incluye un recorrido frente a cientos de personas de su pueblo cargando la roca, todo para probar ante ellos y ante “la luz divina” que fue capaz de pasar la prueba.

Leyes que castigan, pero no previenen

A pesar de que en marzo de 2013, el parlamento indio aprobó una ley que endurecía las penas a personas que cometieran el delito de violación, este tipo de abusos siguen ocurriendo regularmente.

Lo que motivó esa medida fue el terrible caso de Jyoti Singh Pandey, una mujer india de 23 años que fue violada en un autobús por un grupo de seis hombres en diciembre de 2012 y que falleció por las brutales heridas que sufrió a raíz de este ataque.

El caso produjo la indignación de muchos ciudadanos que salieron a manifestarse por el nulo apoyo que reciben las mujeres violadas de parte de las autoridades y la policía, y por la regularidad con la que ocurren este tipo de hechos en India.

manifestanteconlaviolacionenlaindia560x280.jpg

© Periodista Digital

El caso de esta joven impactó a todo el mundo y de hecho, se hizo un documental titulado “Hija de la India”, que retrata la realidad que viven muchas mujeres en ese país en torno a los abusos y violaciones.

El documental, prohibido por las autoridades indias, fue difundido de todas formas por la BBC en marzo de este año, situación que provocó la molestia del gobierno, que argumentó que:

No permitiría que este tipo de eventos fueran usados con fines comerciales.

A pesar de que los culpables fueron condenados a muerte, el documental retrata el pensamiento que muchos hombres indios tienen en relación a las mujeres y a la violación; para ellos, la mujer siempre es la responsable.