Ganador de Premio Nobel declara que “las mujeres son lloronas”

Las desafortunadas palabras de Tim Hunt, ganador del Premio Nobel de medicina en 2001, causaron gran polémica por referirse de forma sexista y machista a las mujeres que trabajan en ciencia.

“Déjenme que les cuente cuál es mi problema con las mujeres”. Así comenzó a hablar Tim Hunt durante una conferencia y esa fue solo una de las cuantas frases sexistas que utilizó para referirse a las mujeres que trabajan en laboratorios.

Durante una intervención en la World Conference of Science Journalists llevaba a cabo en Seúl, Corea del Norte, el ganador del Premio Nobel de Medicina en 2001 hizo varios comentarios que molestaron mucho a las mujeres presentes en el evento.

Según BuzzFeed, Tim Hunt no sólo dijo que las mujeres son lloronas, sino que ahondó más aún en el tema para referirse a las mujeres que trabajan en la ciencia y en los laboratorios:

Tres cosas ocurren cuando uno comparte el laboratorio con ellas: se enamoran de uno, uno se enamora de ellas y cuando se las critica, ellas lloran.

Según él, las declaraciones fueron una “pequeña broma” y como citó la BBC UK en una entrevista con el experto en bioquímica, “la intención no era hacer un problema de todo esto”.

Sin embargo, las mujeres que trabajan en la ciencia y las asistentes a la conferencia interpretaron los comentarios tal como lo que fueron: una ofensa, una visión sexista y machista del género femenino en general, y específicamente, en el rubro científico.

A pesar de que Tim Hunt se disculpó y dijo que fue algo muy estúpido de su parte, sobre todo porque en esa conferencia había muchos periodistas que obviamente publicarían ese incidente, los dichos del ganador del Premio Nobel confirmaron que aún existe una mirada sexista en rubros en los que históricamente ha prenominado la presencia masculina.