Comunidad transgénero, censurada en Tinder

Parece que la famosa app para ligar no puede con la idea de que algunos hayan decidido cambiar de sexo.

Parece que Tinder está sacando de la jugada a la gente transgénero. El motivo está justamente en la identidad sexual del usuario, en el cambio de sexo, pues.

De pronto, los usuarios trans son reportados, para más tarde quedar fuera del juego. O por lo menos es lo que hemos estado leyendo en Facebook y Twitter. Un botón de muestra:

 

Nada como ser censurado en Tinder porque la gente envía reportes de que eres transgénero.

En Business Insider se tomaron la molestia de preguntarle a Tinder si lo anterior era cierto, y resulta que sí. Sin embargo, los portavoces comentan que no es culpa de la app, sino que los usuarios pueden reportar a otros, a veces por las razones equivocadas.

Es decir que si algún transfóbico reporta un perfil, Tinder lo considera culpable hasta que se demuestre lo contrario.

Por otra parte, quienes moderan la aplicación no revelan qué tantas veces ha sido reportado un usuario antes de que su cuenta sea eliminada. Por si fuera poco, nadie averigua cuáles reglas fueron violadas, sino hasta después de censurar al usuario.

Sin embargo, los representantes de la app argumentan que para nada se trata de mala vibra:

Todos son bienvenidos en Tinder. Evaluamos cada cuenta censurada. Si notamos que el usuario fue reportado injustamente, restauramos su cuenta. Esto incluye a usuarios transgénero que no hayan violado los estándares de nuestra comunidad.

O sea que el problema no está en la censura en sí, sino en los métodos para llevarla a cabo. ¿No sería bueno que Tinder implementara algún mecanismo para evitar la transfobia?

Cuando los usuarios completan su perfil, aclaran si son hombres o mujeres y si quieren relacionarse con gente de uno u otro sexo. Luego, a la hora de hacer el match, los transfóbicos se desgarran las vestiduras, patalean y reportan (en vez de pasarse a otro perfil, en caso de que no estén interesados en éste).

tindertransgc3a9nero.jpg

Sol Solomon / Tinder

En el pantallazo de arriba vemos a Sol Solomon, una chica trans que acordó una cita con un galán, vía Tinder, y fue bloqueada después del encuentro, sin que le hayan explicado por qué.

Al levantar un reporte un Tinder, es necesario especificar las razones: fotos o mensajes ofensivos, mal comportamiento, spam y “otras causas”, en donde hay que dar una pequeña explicación.

Se supone, según portavoces de Tinder, que lo anterior se comunica al usuario censurado. Según el testimonio de Sol, no sucede de esa forma.

¿Qué se puede hacer para mejorar el panorama? Tal vez Tinder debería incluir otras opciones, además de “hombre” y “mujer”. O, en palabras de esta chica:

Si fuera posible elegir géneros diferentes, los transfóbicos podrían elegir una preferencia determinada, por encima de las otras 58 opciones.

En vez de reportar, censurar, discriminar, sacar a relucir la ignorancia. ¿No creen?