Jóvenes chilenos con síndrome de Down protestan contra el aborto

El grupo de jóvenes llegó ayer hasta La Moneda para manifestar su oposición ante la ley de despenalización del aborto en Chile, argumentando que ellos “también tienen derecho a nacer”.

La convocatoria era a una manifestación pacífica e informativa; una oportunidad perfecta para demostrar su oposición ante el proyecto de ley que despenalizaría el aborto en Chile en los tres casos especificados por las autoridades.

Eso es lo que justamente buscaba transmitir este grupo de jóvenes chilenos con síndrome de Down que se reunió ayer a las 14:00 hrs. en la Plaza de la Constitución, frente al Palacio de La Moneda: que el resto de los ciudadanos supiera que “ellos también tienen derecho a nacer“.

El acto “Aborto no. Todos tenemos derecho a nacer” fue convocado por la Fundación Coordinadora por la Vida, y los 20 jóvenes que son parte de Complementa, proyecto educativo para personas con síndrome de Down, se vistieron de blanco para crear conciencia sobre el aborto y mostrar su negativa al respecto.

img20150527wa0029.jpg

© Kontakto Comunicaciones

Las pancartas que hicieron para la ocasión, según fuentes e imágenes de Kontakto Comunicaciones, mostraban frases que interpretaban su punto de vista acerca de la ley de aborto, como por ejemplo, “¿De qué nos sirve la inclusión si nos pueden abortar?” o “No hay personas más dignas que otras”.

A pesar de que la ley de despenalización del aborto entregará libertad de decisión y regulará los derechos de la madre en el embarazo, hay  temas paralelos que no se han abordado con claridad y que inquietan a algunos sectores de la sociedad.

En el caso de las personas con síndrome de Down, que tiene que ver directamente con el motivo esta manifestación, existe una preocupación ante una realidad que se ha dado en los países que sí permiten el aborto.

img20150527wa0010.jpg

© Kontakto Comunicaciones

Esta realidad, según declaró Magdalena Cruzat, directora ejecutiva de Complementa, exhibe que los primeros afectados con la aprobación del aborto son los ciudadanos que tienen síndrome de Down:

Las cifras mundiales demuestran que los niños con síndrome de Down son las primeras víctimas: en Dinamarca, el 86% de los embarazos con este diagnóstico termina en aborto, en Estados Unidos es el 92% y en Francia el 96%.

El tema de fondo de la manifestación tiene que ver con la inclusión y las oportunidades que la sociedad le da a las personas con síndrome de Down, y no con evitar que nazcan como medio preventivo para reducir las tasas de nacimientos con esta alteración genética.