Actualidad

Un blog que enseña a manosear mujeres en el transporte público

Los abusadores están en todas partes y muchos de ellos se refugian en el anonimato de internet para dar rienda suelta a sus más oscuras prácticas.

El acoso callejero es una cuestión cultural que las mujeres ya no estamos dispuestas a permitir. Durante siglos hemos sido víctimas de abusos sexuales en la vía pública, lo que en la mayoría de los casos nos ha hecho tener miedo de caminar solas de noche, usar cierto tipo de ropa ajustada y hasta cubrir de nuestra feminidad cuando pasamos por el lado de un grupo de hombres por miedo al acoso.

Y es que los abusadores están en todas partes, muchos de ellos se refugian en el anonimato de internet para dar rienda suelta a sus más oscuras prácticas. Hace unos días me llegó la información de un blog llamado “Diario de un manoseador”, se trata de un tipo que hace gala de uno de sus “hobbies” favoritos: tocar las partes íntimas de mujeres en el transporte público de Colombia.

La verdad es que no tengo seguridad que esto sea real, sin embargo lo publicado por el autor -que se hace llamar “droopy”- es realmente impactante. Detalla muy bien cómo desarrolla esta práctica en los buses de Transmilenio, cuáles son sus preferencias y a qué horas es mejor salir a manosear mujeres.

“Me considero privilegiado y feliz en mi trabajo, ya que me facilita practicar este hobby tan delicioso. Al salir de mi trabajo, es hora pico en transmilenio, y al yo trabajar en una zona de varias calles de solo oficinas, me encuentro con muchas EJECUTIVAS Y SECRETARIAS entrando a Transmilenio”, comenta droopy.

“LA VERDAD, SOLO BUSCO A LAS EJECUTIVAS Y SECRETARIAS POR SUS PANTALONES DELGADITOS Y APRETADITOS SIN BOLSILLOS ATRAS. Estas son mis preferidas! La idea de todo esto es buscar siempre estaciones que se llenen mucho y donde allá mucha presencia de ejecutivas, oficinistas o secretarias”, agrega.

Sin duda, este tipo de situaciones no es ninguna novedad entre las mujeres que viven en ciudades capitales ya que debido a la sobre población éstas se convierten en caldo de cultivo para los desquiciados.

No importa donde vivas, todas estamos expuestas a este tipo de abusos, lo importante es denunciar, de inmediato si eres víctima de acoso. Y hacer un llamado a otras mujeres y hombres a concientizarse sobre este tema. Si estás siendo manoseada, no debes quedarte callada, tienes que alertar a los demás de lo que ocurre. En general, el perfil de estos acosadores no es violento, entonces no tengas miedo de gritar o pedir ayuda. Sabemos que la unión hace la fuerza y es tiempo de terminar con estas prácticas.

Fuente: esmifiesta.cl

Tags

Lo Último


Te recomendamos