Video sobre sexualidad causa polémica en apoderados de colegio

¿Qué hacer en estos casos? Las alternativas son continuar con la historia de la abejita o hablar claro y enseñar de verdad.

¿Cuál es la edad correcta para hablarles de sexo y sexualidad a los niños? La mayoría de los padres pasan por el momento en el que deben tratar el tema con sus hijos. Los pequeños comienzan a hacer preguntas y claro algunos se sienten bastante complicados a la hora de explicarles de intimidad a los más chicos.

Es por esto que hoy existe una gran polémica en el Colegio Nahuelbuta de San Pedro de la Paz, ubicado en Concepción, Chile. Una apoderada se presentó en la Superintendencia de Educación para denunciar al colegio donde su hija cursa kinder por mostrarle un video inapropiado sobre sexualidad.

De acuerdo a lo publicado por la prensa en agosto de este año los apoderados aprobaron la clase de educación sexual para niños desde kinder a octavo básico. La apoderada denunciante, además aseguró que presentará los datos a Brigada de Delitos Sexuales de la PDI de Concepción.

Mis preguntas ahora son ¿cómo debería tratarse esta temática con los más pequeños? ¿A qué edad es apropiado comenzar a educar a los niños sobre su sexualidad?

Revisé el video que le mostraron a los niños y la verdad es que no me pareció terrible para nada. No miente en ningún caso, ni expresa violentamente los detalles. Ahora me imagino que este clip no es lo primero que se trata sobre el tema con los niños, seguramente habrá existido un par de unidades para adentrarlos en el mundo de la sexualidad.

Investigando me encontré con un texto escrito por un grupo de expertos españoles sobre la educación sexual primaria. En él aseguran que “Si estamos de acuerdo en que somos seres sexuados y que, por tanto, la sexualidad forma parte de nuestro ser, será fácil comprender que tratarla como un tema ajeno a nuestras sensaciones y experiencias, es quitarle su esencia, su alma”. Y claro, en el video que mostraron a los pequeños dejan claro que existe una plenitud del sexo en el amor y el respeto.

Por lo tanto, me llama la atención la crítica de la apoderada. Ella argumenta que las palabras utilizadas son muy fuertes como “penetración”, pero me pregunto entonces ¿cómo deberíamos decirle? La “historia de las abejitas” claramente lo único que ha dejado es un sinnúmero de embarazos adolescentes y bebés con padres irresponsables que en varios casos hacen un pésimo trabajo y que hasta son abandonados por sus progenitores y abuelos.

Entonces, ¿qué es lo que realmente queremos de la enseñanza sobre sexualidad?

Fuente: biobiochile.cl