¿Un ministro en rebeldía?

cruzcoke.jpg

“Tengo de amigos a parejas gay que son bien avenidas y han decidido vivir una vida juntos y que deben tener derechos civiles también”, expresó ayer a un canal de televisión el Ministro de Cultura de Chile, Luciano Cruz-Coke.

Las palabras de este otrora galán de teleseries aparecen en escena justo en momentos que el oficialismo chileno vive ciertas tensiones porque no logra aunar criterios en torno al tema de las uniones civiles y, más especificamente, el matrimonio homosexual. Esto, porque mientras en la Unión Demócrata Independiente (UDI) no están dispuestos -por ningún motivo- a otorgarle este derecho a la población homosexual, sus socios en el gobierno, Renovación Nacional (RN) han mostrado cierta apertura -al menos- para discutir el tema.

Sin embargo, la semana pasada el Presidente Piñera, militante de RN fue claro en su posición frente al matriomonio homosexual: “Sólo un hombre y una mujer, tienen derecho a contraer matrimonio“. Más claro, imposible.

De esta manera, las declaraciones de ayer de Luciano Cruz-Coke lo transforman inmediatamente en el primero miembro de gobierno chileno en apoyar el matrimonio homosexual.

Considerando que los ministros deben lealtad al presidente, ¿podríamos decir que está en rebeldía?