La fertilización in vitro hace que nazcan más bebés varones

El problema surge cuando se usa para elegir el sexo del bebé.

(cc) Flickr.com/pablovenegas

-Según un estudio publicado en el British Journal of Obstetrics and Gynaecology, realizado en Australia y Nueva Zelanda, 56 de cada 100 nacimientos producto de la fertilización in vitro son hombres y antes la tasa era de 51 de cada 100.

Investigadores del Colegio de Salud para Mujeres y Niños de la University of New South Wales, revisaron 13.165 muestras que fueron sometidas a fertilización in vitro. De esas mujeres, el 53% tuvo bebés hombres frente al 50% que se sometió a una inyección intracitoplasmática de espermatozoides. Este procedimiento se aplica cuando los espermatozoides son demasiado lentos y no llegan hasta el óvulo, con la inyección los médicos los implantan directamente en él. En la fertilización in vitro tradicional en cambio, el ovulo y el espermio se fecundan en un medio de cultiva por aproximadamente 18 horas y luego son introducidos en el útero de la mujer.

Al parecer, lo que condiciona el sexo del futuro bebé tiene relación con el tiempo que tardan en implantar el embrión en la mamá. Cuando realizaban este procedimiento cuatro días después de fecundado el óvulo, el porcentaje de bebés varones que nacía era del 54,1%, mientras que los que eran transferidos a los dos días tenían menos opciones de ser hombres, sólo el 49,9% resultaba varón.

Estas diferencias de género le trajeron problemas a los chinos e indios a la hora de buscar pareja porque eran proporcionalmente más hombres que mujeres. El problema real llega cuando este tipo de “elección de sexo” se hace a propósito. “Es importante que no permitamos que estos desequilibrios ocurran intencionadamente, simplemente porque no hemos estudiado bien los factores que influyen en la ratio de sexo en la creciente proporción de población que utiliza técnicas de reproducción asistida”, dijo Philip Steer, editor en jefe de BJOG.