Actualidad

Galería: qué tienen los galanes que nos cautiva tanto

Tipos que seducen.

-“Hombre de buen semblante, bien proporcionado y airoso en el manejo de su persona / Hombre que galantea a una mujer”, es la definición de la RAE para estos sujetos bien parecidos, como dirían las abuelas. Son esos tipos con cara de macho, barba a medio crecer, un par de canas, perfumados y con los primeros botones de la camisa abiertos que dejan ver un poco de su pecho. ¿Por qué nos cautivan? Con su forma de andar, de hablar y de vestir, seducen a cualquiera y con “cualquiera” no me refiero sólo a nosotras, a los hombres también: logran que caerles bien.

Hablo de los galanes de verdad, tipo George Clooney (soltero codiciado), Pierce Brosnan, Alain Delon, Paul Newman o Robert Redford, no aquellos con cara de niños buenos y con un baño que guarda más cremas que el de sus novias. Me refiero a uno que te tome fuerte entre sus brazos, rozando en lo animal, que te abra las puertas para que entres primero, que te diga palabras lindas al oído y que en definitiva, te derrita.

Lo que hace más interesantes a estos hombres, es su eterna soltería. Cómo semejante cuerpo está solo ¿serán muy exigente en su elección? No significa que se queden cortos de mujeres, al contrario, les llueven, pero no se comprometen demasiado. Y el resto de los hombres los admiran por su capacidad de derretir a quién se cruce en su camino y nunca los calificarían de homosexuales (como hacen con la mayoría de los “bomboy”: los de cara linda y engominados). Resaltan sus atributos frente a nosotras: “qué caballero él”, nos dicen.

Es que un galán que se precie de tal, hace que las miradas se posen automáticamente en él, porque deja embobado a cualquiera. Pienso que es porque lo vemos como un Don Juan, ese personaje seductor, valiente y osado hasta la temeridad que no respeta ninguna ley divina o humana y que logra que todas se enamoren de él. Tanta necesidad tenemos de estos sujetos, que la literatura los ha retratado desde 1625 cuando Tirso de Molina describió al primero en “El burlador de Sevilla y convidado de piedra”.

Tal son nuestras ansias de galanteo, que cada década hemos tenido nuevos personajes basados en este galán inicial, lo último que se hizo fue la obra de teatro “La burladora de Sevilla y el Tenorio del siglo XXI” de Jesús Campos García, en 2008. Y grandes figuras como Pedro Calderón de la Barca, Miguel de Unamuno y hasta Ingmar Bergman han creado historias basadas en estos hombres.

Para entender cómo funciona su imagen, lo mejor es mirar la galería de fotos a continuación.

Tags

Lo Último


Te recomendamos