¿Twitter o Buzz?

Hace unos días, las más tech nos percatamos que nuestro Gmail estaba algo distinto, era la herramienta Buzz que sin preguntarnos comenzó a seguir a cuanta persona teníamos en nuestra agenda de contactos, porque no discrimina. Hay que decirlo, es un poco enredado y no es fácil de usar, ni de explicar, pero se podría resumir en una herramienta que combina el mail, chat, servicios para compartir fotos, documentos, mapas y permite conversaciones simultáneas entre diferentes contactos. ¿Su función? Ser más que un Twitter con 140 caracteres y dejar comentarios del típico ¿qué estás haciendo? Para mí es como un diario mural personalizado, estilo collage interactivo.

Un dato que encontré en Rtve.es que “Google Buzz funciona además como un agregador de otros servicios, de Google y de terceros como son Twitter, Flickr, Picasa o YouTube. Pero de forma unidireccional: aunque es posible hacer que en Buzz aparezcan los mensajes de Twitter o las fotos de Flickr, las conversiones generadas a partir de estas entradas en Buzz no son visibles en la fuente donde se originó”. Ojalá no colapsemos con tanta info de una vez.

Creo que hay que aplicar los conocimientos y sacar partido a esta nueva herramienta, una más en el mundo de las redes sociales, ya que al saber utilizarlas de manera correcta podemos sacar beneficios.